ALEGORÍAS SOBRE LA ESTRATEGIA OPERATIVA.

“Cuando el cocinero del príncipe Wenhui descuartizaba un buey, sus manos agarraban el animal, hincaba sobre él las rodillas y, al hundir el cuchillo se producía un sonido del todo musical.

Dijo a su cocinero el príncipe Wenhui al verlo trabajar un día: –¡Ah!, ¡Excelente!, ¿Cómo ha podido llegar tu arte a tan alta perfección?.

Una lectura del Zhuangzi | Diletante
MAESTRO CHUANG

A lo que el cocinero, dejando a un lado su cuchillo le respondió: –Al principio, cuando vuestro siervo empezó a descuartizar bueyes, sólo veía el buey que tenía delante; al cabo de tres años, ya no veía el buey. De presente, vuestro siervo usa de su espíritu para saber, que no de los ojos para ver. Detiénense sus sentidos y es su espíritu el que actúa.

–Siguiendo las marcas naturales del buey, corto por entre las articulaciones, hasta llegar a los huecos entre los huesos y los tendones. Manejo, pues, el cuchillo acomodándolo a las partes naturales del buey, y así, no hallando el menor estorbo ni aún en las venas y los tendones, ¡menos lo encuentro en los grandes huesos!

–Un buen cocinero muda de cuchillo una vez al año, pues que lo usa para cortar la carne; un cocinero vulgar lo hace una vez al mes, como que lo utiliza para cortar los huesos. Diecinueve años ha que vuestro siervo viene usando el mismo cuchillo, con él ha descuartizado varios miles de bueyes, y sigue tan afilado como recién salido de la muela. Las articulaciones del buey dejan huecos y el filo del cuchillo no tiene grosor; hundiendo lo que no tiene grosor en lo que tiene hueco, se maneja el cuchillo con comodidad y sobrado espacio. Por eso, después de tantos años este mi cuchillo parece recién salido de la muela.

–Y aún así, siempre que tropiezo con un nudo, me doy cuenta de la dificultad y procedo con grandísimo cuidado: la mirada fija, me muevo despacio, manejo el cuchillo muy lentamente y ¡ras!, el buey ya está hecho cuartos, cual terrón desmoronado. A ese tiempo me yergo, el cuchillo en la mano, miro en derredor y me siento contento. Limpio el cuchillo de descuartizar y lo guardo.

–¡Excelente!—exclamó el príncipe Wenhui—Oyendo las razones de mi cocinero, he alcanzado a comprender cómo es menester obrar para alimentar la vida.

–Por otro lado, Señor—terminó el cocinero—ésta es virtud que no se aprende con erudición ni con libros; si no que es fruto de la observación y de la reflexión y que es por ello de difícil transmisión, si no se prueba”. (1)

Y, el torrente que se expande:

“Si observamos un torrente descendiendo sobre sucesivos bancos o represas de tierra en su camino, vemos que primero golpea contra el obstáculo, sintiéndolo y probándolo en todos los puntos.

Oportunamente, encuentra una pequeña ruptura en algún punto. A través de esta ruptura surgen las primeras gotas de agua y se precipitan inmediatamente.

Basil Liddell Hart - Wikipedia, la enciclopedia libre
CAPITÁN BASIL HENRY LIDDEL HART

El agua acorralada a cada lado se lanza a través de la brecha, desgastando la tierra en cada lado y ensanchando la abertura. Se arremolina a través y alrededor de los flancos de la brecha, removiendo la tierra de cada lado y ensanchando entonces la brecha.

Simultáneamente, el agua que está detrás fluye directo a través de la brecha entre los remolinos laterales que están desgastando los flancos. Una vez que ha atravesado, se expande para ampliar una vez más la embestida del torrente. A medida que el agua fluye incrementando continuamente el volumen, la embestida del torrente vuelve a sus proporciones originales, abandonando a su turno cada obstáculo en ruinas detrás de ella” (2).

Glosas.

El carnicero, su cuchillo y su arte no reflexivo en acción representan al objetivo específico de la estrategia operativa: desorganizar al enemigo al menor coste posible en medios propios (capacidades de combate y de movimiento y abastecimientos).

El resultado del trabajo del carnicero anónimo es una res troceada; que ha dejado de serlo para convertirse en un conjunto de piezas y despojos, a punto de ser preparados para su consumo.

Para adecuar esas piezas enteras para su posterior consumo, sí que habrá que efectuar un trabajo amplio de corte, de uso de los cuchillos con sus desgastes, por parte de los otros carniceros y elaboradores de palacio.

Este nuevo trabajo equivaldría a las batallas de cerco y aniquilamiento, donde una abrumadora superioridad local operativa propia, se encargaría de reducir las bolsas enemigas a un coste óptimo.

File:FallGelb Manstein.svg - Wikimedia Commons
EL GENIO DE VON MANSTEIN: BATALLA DE BÉLGICA Y FRANCIA, MAYO 1940

Por su parte, el fluir del agua nos representa la flexibilidad y la adaptación que deben existir en las acciones tácticas con el enemigo por parte de las unidades y pequeñas unidades de armas combinadas que las llevan a cabo.

Pero la abertura en la roca no se agranda, ni se expande a los lados, sin la erosión. Ni el agua, que representa la docilidad y la suavidad, vence “per se” al terreno.

Cada gota de agua en contacto con las paredes ejerce un trabajo de erosión sobre ellas, en virtud de su mínima fuerza gravitatoria, especialmente durante el régimen turbulento del líquido, en que la fuerza ejercida es tangencial a la pared afectada.

Las gotas se suceden sin solución de continuidad en el torrente o río y su energía, aparentemente inagotable, procede de la energía de gravitación de la Tierra, que las va atrayendo a los niveles más bajos de su cauce.

Las aguas del mar y de los ríos vencen a la gravedad y a las fuerzas de Van der Waals , que unen en enlaces covalentes a sus moléculas, a través de la energía térmica solar, que les suministra el “calor específico de evaporación”. Condensadas en gotas (a través de su tensión superficial, que les da su tamaño adecuado) y unidas en nubes, caerán de nuevo atraídas a la Tierra, alimentando el “torrente continuo”.

  1. Maestro Chuang. Barcelona, 1996. Págs. 54, 55, 146 y 147.
  2. B. H. Liddell Hart. “The ‘man in the dark’ Theory of Infantry Tactics and the ‘Expanding Torrent System of Attack” Journal of the R.U.S.I. Febrero de 1921, pág. 13.

LA PROPAGANDA SOCIAL. CARACTERÍSTICAS Y MEDIOS.

Características.

Al ser un fenómeno eminentemente práctico, la praxis de la propaganda se define por unas “normas o principios de actuación”.

La propaganda debe ser “simple, sencilla”. Tanto en su estructura, como en su concepto y transferencia a su “objetivo”. Por ello, se deben buscar y explotar con ella los conceptos básicos de nuestra doctrina e intereses. Y enunciarlos y presentarlos de una manera clara, fácil y oportuna. Tanto en las palabras (textos, consignas y lemas) como en las imágenes que empleemos para su difusión e impregnación en el grupo social. Y teniendo en cuenta los medios empleados y la inmediatez y profundidad que tengan que adquirir nuestras ideas en aquél al que van dirigidas.Resultado de imagen de propaganda social  PROPAGANDA CHINA CONTRA TAIWAN.

La propaganda tiene que ser empática. Es decir, debe crear y mantener adhesión, lealtad y simpatía hacia nuestras ideas e intereses en el grupo social seleccionado. Así, varios son los instrumentos específicos para lograr esa empatía fundamental del grupo con nosotros.

Se pueden magnificar los peligros exteriores o interiores que nos amenazan. Y resaltar nuestro papel de “víctima”, con las pérdidas y los sufrimientos que ello conlleva. Así, el maniqueismo, que plantea un dilema tajante bueno-malo, que es gris e impreciso en la realidad, se puede usar en nuestro favor.

Resultado de imagen de dios lo quiere

 

Es importante que en nuestro grupo social exista la unanimidad hacia nuestra causa e identidad. Y se pretende que lo sea, al menos, en el sentido práctico. No pueden existir “grupúsculos activos discordantes”, GAD, en ese grupo social.

Todo ello debe ser repetido y canalizado para mantener el “espíritu propicio” en el grupo, según su idiosincrasia. Y armonizar y orquestar las actuaciones y aspiraciones y los hechos, para darles la máxima efectividad y extensión en el “conjunto animado” con un propósito, “CAP”.

Es necesario que la religión habitual en el grupo nos apoye o, al menos, sea benevolente con nosotros. Esto refuerza extraordinariamente nuestra causa. Ya que la religión forma parte del sentido de identidad personal y colectiva del grupo social.

Dios está con nosotros”, figuraba en las hebillas de los soldados alemanes durante la II Guerra Mundial.

En Dios confiamos”, reza la moneda estadounidense.

Somos el pueblo de Dios”, dicen los judíos, los herejes husitas y la Umma o comunidad universal de los musulmanes.

La Cruzada en Europa”, titularon los Aliados sus campañas contra Alemania e Italia. Y es el título del libro de memorias de su jefe militar en Europa, Dwight D. Eisenhower.

Dios lo quiere”, decían los cruzados europeos en sus empresas de recuperación de Jerusalén para la Cristiandad.

Los medios empleados por la propaganda.

La palabra, en cualquier forma de expresión usada, es la creadora y el vehículo de los conceptos y de las ideas. Pensamos con las palabras, para elaborar nuestras ideas y definiciones. Esto explica también la necesidad y el resultado de poseer un vocabulario extenso y rico para el desarrollo cerebral y cognitivo. Y, para su mantenimiento y conservación.

Así, los documentos escritos de todas clases favorecen la galvanización del grupo y la integración en una identidad común, monolítica y real.

Resultado de imagen de simbolos soviéticos ESCUDO DE LA U.R.S.S.

La educación aplicada, general y suficiente permite crear y transmitir sucesivamente a las generaciones, un compromiso intelectual y moral con la identidad e intereses y motivaciones del grupo.

Las imágenes, en forma de carteles y montajes, permiten exponer a los iletrados los pensamientos y símbolos comunes.

Los símbolos son esenciales en la exhibición de nuestra identidad personal y colectiva. En ellos se condensan y se reflejan muchas de nuestras pulsiones internas, de nuestras carencias y de nuestras aspiraciones, de nuestro sentido de grupo. Al conjunto de los símbolos se las llama incompletamente “parafernalia”. Cuanto más se desarrolla un grupo social, la aparición y la importancia de sus símbolos irá en aumento para él.

Los símbolos de un colectivo, que exhiben la razón, esencia y pertenencia en aquél del individuo y del grupo, son muy variados:

Banderas y estandartes; escudos nacionales, de partido y de grupo; insignias, grados y medallas de pertenencia, de categoría y de méritos dentro de la colectividad; himnos y canciones menores; personajes de diversos niveles, donde se ven liderados y representados los distintos sectores de un grupo y la propia colectividad entera; estatuas de sus próceres, héroes y personajes descollantes y composiciones escultóricas, que reflejen momentos esenciales o importantes del grupo social.

La participación activa en las concentraciones de masas aumenta el sentido de pertenencia y de unidad del grupo.

La música es otro medio muy empleado. Son especialmente útiles el canto coral e instrumentos como el tambor y la trompeta.

Resultado de imagen de arquitectura nazi

La arquitectura y la escultura también caracterizan a una idea social compleja y a una civilización. Aquellas una expresión permanente de sus creencias esenciales o temporales. Con el paso del tiempo, ambas se van adaptando a ellas.

El cine y la radio son medios de transferencia de los pensamientos, la cultura y la pertenencia al grupo. Y, más modernamente, lo es la televisión. Que, al principio, no tuvo la eficacia y la generalidad de empleo de aquellos.

Resultado de imagen de propaganda social

La Red o Internet es considerada, como medio de propaganda y por muchos, como extraña, impredecible y negativa. Probablemente, ocurre así por su naturaleza global, anónima, libre e instrumento de polémica. Por un lado, es un canal de información no contrastada, casi por esencia y definición. Es, también, muchas veces, un vocero de exabruptos, incluso ruines y viles, propagados por elementos escurridizos y casi sin responsabilidades.

Y los algoritmos usados modernamente permiten calcular y hacer predicciones varias, que no son comprobables. Y ya desde el principio del fenómeno estudiado.

Nota.– Este trabajo es un complemento de nuestro estudio sobre la “Guerra Psicológica”. Recomendamos también su lectura en este “blog” a todos los interesados en el tema.