El Liderazgo y la Envidia en los Mandos

Situación general.

La Envidia es uno de los vicios más innobles y mezquinos que tenemos los hombres.

La Lujuria, el Robo y la Gula, un apetito desordenado muy amplio y emparentado con la Avaricia, tienen el placer como acompañante y razón de ser.

La Envidia sólo nos aporta dolor, especialmente mental y moral. Y nos genera odio, que lleva a la violencia contra el Objeto de ese odio. Los Celos son una variedad alotrópica de la Envidia.

Porque el placer en este ámbito está en la Generosidad, y, “si quieres ser perfecto”, en la Entrega por el amor.

La Envidia está relacionada con dos vicios íntimos en los que pueden caer los Mandos, que son la Soberbia y la Vanidad.

La Soberbia es la PLENA satisfacción de sí mismo. Y, resulta que es un pecado capital, propio de ángeles, mucho más lúcidos que nosotros. Pero, que se creyeron algunos que eran “auto suficientes sin Dios”.

La Vanidad, mucho más a ras de suelo, es CREER que somos merecedores de la admiración ajena. El vanidoso es como un estilita, aislado en su alta columna. Y que se satisface pensando en el efecto que cree despertar en los demás. Cualquier signo de aprobación que reciba, le sirve como re afirmación de sus ideas.

El envidiado posee cualidades o virtudes que el envidiador CREE que él no tiene. Y las desea, aunque no se correspondan con su nivel jerárquico. Porque generan Popularidad o afección de las gentes de sus entornos. El envidiador se observa en el envidiado y ve refleja una imagen suya empequeñecida.

La Arrogancia del Mando.

La Arrogancia es una forma externa de la Soberbia. El Mando que la padece busca mostrar a los subordinados, la superioridad clara de su jefatura. Su categoría se basa en la Potestas, que es el mando ejercido en virtud de su nombramiento, de su categoría empresarial o laboral. No de sus características y méritos propios, que aquí, siempre le parecerán insuficientes.

Banastre Tarleton - Wikipedia, la enciclopedia libre
Banastre Tarleton, arrogante coronel británico, engañado,derrotado y vapuleado en la batalla de Cowpens, por el coronel Daniel Morgan, al frente de milicias estadounidenses, reforzadas por algunos regulares.

La Arrogancia es típica de la milicia en las formas de lucha antigua. Donde los soldados peleaban en formaciones masivas, tanto al arma blanca (espadas, hachas y lanzas) como de fuego (arcabuces y mosquetes). Y tenían solamente la instrucción para la lucha y se les consideraba muchas veces como prescindibles.

El Triunfo. | Cronología del Imperio
Triunfo en Roma

Los antiguos conocían más o menos estos vicios siempre perniciosos de los Mandos militares. Cuando un general romano, al mando de ss legiones, regresaba victorioso a Roma, el Senado podía concederle el Victor. Éste era un recorrido triunfal por varias avenidas, donde el pueblo le aclamaba, antes de llegar al Capitolio para hacer una ofrenda a Júpiter Capitolino. En el carro de triunfo del general, detrás de él, iba un esclavo, que le iba repitiendo durante el paseo: “Recuerda que sólo eres un hombre”.

La Arrogancia civil es la forma más estúpida de la Soberbia. Porque suele estar vacía de Mérito.

Las Virtudes para eliminar estas lacras del Mando.

La Virtud para vencer estos vicios del Mando es la Humildad. Entendida, para que no decaiga en flaqueza o menosprecio, en ajustarse a la natural y real valía del Mando. La Moderación, la Sabiduría y la Serenidad son los aliados firmes de la Humildad.

Paul von Lettow-Vorbeck (Reichsheer) | Cronología de la Primera Guerra  Mundial - WWI
General Paul von Lettow- Vorbeck

Ellas permiten al Mando no tener Envidias o dudas sobre las cualidades de sus subalternos. Ya que un buen Mando es un director de orquesta y debe contar con excelentes intérpretes de todos los instrumentos músicos. Para que su propio papel se encumbre y consagre.

Un general debe tener buenos coroneles, comandantes y capitanes. Y, estos estarán siempre más cerca de los hombres que el general. Pero, los subalternos siempre conocen rápidamente las Virtudes y los vicios de sus distintos Mandos.

El Mando superior o Presidente de un Partido o Empresa es el Integrador de sus unidades o equipos de tareas; es el principal Motor de sus hombres, que siempre le miran a él. Buscando todos sus Capacidades militares o gestoras, que les asegurarán que sin él, las cosas les irán peor a todos; sus Ejemplos y una cercanía Sincera a ellos.

Esto es Liderazgo en Acción.

Carismas y Liderazgos.

Y, ¿qué hay del Carisma? Del que tanto se habla para denigrar a un Mando superior: diciendo que carece de él.

Fusilero de Washington: General de Brigada Daniel Morgan
Colonel Daniel Morgan.

Bueno, ¿que carisma tuvo y tiene José María Aznar toda su vida? ¿Lo tenía John Mayor, ex Primer Ministro británico, sucesor de Margaret Tatcher? Una persona puede no resultar siempre atrayente o simpática.

Pero, las Virtudes sólidas citadas aquí crean el Liderazgo, la capacidad para mandar y ser obedecido y seguido con ánimo. Y pueden sustituir o generar, incluso, esa cualidad tan difusa y tan voluble como es ese Carisma. Esto es lo que realizó y se creó Angela Merkel.

Caso práctico.

Un Mando que «transmite» envidia de un subalterno, será más pronto que tarde sustituido. Y, si este choque anímico perjudica a la organización, la sustitución del Mando se hace necesaria y urgente.

Porque un Mando debe siempre aglutinar, no dividir, a sus subalternos.

Esto vale para el extraño e insólito caso de jefaturas antagónicas anímicas en el PP. Que la culpa de todo sea de un «asesor tóxico» del Mando, no lo sé.

El Centro de Gravedad del Esfuerzo de Armas Combinadas. 2ª Parte.

Un Instrumento del Mando

(CONTINUACIÓN)

Cerrando, por ahora, el “bucle histórico y definitorio” llaman guerras de V generación a las guerras híbridas o multifuncionales, que, realmente, siempre han existido. Con la participación mayor o menor de cada uno de los “medios de intervención” disponibles en el grupo social, para conseguir las “funciones de intervención” buscadas sobre el enemigo por el Mando.

No por nominar hoy en día con una palabra exótica y nueva, preferentemente extranjera, se crea así un “medio o una función de intervención” fresco y prometedor. El problema es que el desconocimiento de la historia, aún la reciente, empobrece los nuevos conceptos, ideas y situaciones conflictivas. Sin ganar en aplicación, eficiencia y capacidad cognitiva por ello. Con esto sólo se incide o se repite la historia anterior, para volver a aprenderla. Y que, como en una hélice helicoidal, sólo se cambia el “plano de ejecución” temporal fenoménico. Donde se mantienen incólumes y ahora ocultos en parte, los distintos “parámetros esenciales” de los fenómenos y epifenómenos de los conflictos y luchas.

Casi todos los “medios de intervención” del Estado, empleados para conseguir sus objetivos nacionales, ya estaban presentes en la panoplia de medios a su disposición, mucho antes de ésta nueva denominación de la Guerra Híbrida. Las “funciones de intervención” eran desarrolladas por “medios” adaptados a las posibilidades reales de su época. Y conseguían los objetivos buscados, aunque fueran muy específicos. Ahí tenemos las acciones del SAS (Special Air Service) como “fuerzas especiales de intervención puntual con objetivo limitado” en la retaguardia del enemigo. Luchando contra éste y para apoyar y colaborar con “fuerzas de resistencia al ocupante” locales. En los EE UU tenemos a los SEAL, los Rangers, la fuerza Delta y las Special Forces, entre otras. En Alemania está el grupo GSG 9. En Australia y Nueva Zelandia tienen el mismo nombre que el cuerpo británico.

Las necesidades estratégicas y tácticas de la guerra y las funciones de los “medios de intervención” son poco variables. Y su variabilidad es función de las mejoras en capacitación general, alcance, velocidad, capacidad de choque y fuego sobre el enemigo, comunicaciones entre “medios”, protección de estos, etc. Que brinden las sucesivas tecnologías aplicables a los “medios”.

Uno de los “medios de intervención” de una potencia mundial o regional para obtener sus “objetivos nacionales y estratégicos” son las “Relaciones Exteriores”. Que tiene un concepto cualitativamente más extenso que la Diplomacia. Ésta se refiere a los negocios de Estado o de gobierno que tratan 2 o más naciones (entonces, alianzas). Y la “función” diplomática es negociar por la vía política lo que le comunica su ministerio o secretaría de Estado. Pidiendo y recibiendo sucesivas instrucciones, si fuera necesario, para mantener y proseguir la negociación. Y manteniéndose en su ejecución y relaciones protocolarias o no, dentro de las cualidades de discreción, prudencia y tacto que caracterizan al oficio.

Las Relaciones Exteriores incluyen también otras relaciones y acciones más heterodoxas. Que es necesario buscar, apoyar y mantener en el exterior para conseguir nuestros objetivos nacionales. Así, una función de las relaciones externas es aflorar para ello, nuevas oportunidades y caminos o vías y “medios de intervención” más secundarios. Las Relaciones Exteriores colaboran directamente, como siempre se ha hecho, empleando los medios y la estrategia nacional vigente, con la Inteligencia, la Economía y las Fuerzas Armadas nacionales. Es decir, actuando conjuntamente en un “mix” de funciones y medios de intervención, la guerra siempre ha sido Híbrida desde la Prehistoria. Creando así nuevas oportunidades y vías, para aplicar y emplear toda la capacidad creativa y potencial del Estado, para lograr sus objetivos estratégicos y operativos.

Resultado de imagen de Metternich diplomacia
Príncipe Klemens Wenzel Metternich (1773-1859). Como diplomático camaleónico fue más importante en sus logros, que Napoleón en sus guerras.

Un ejemplo sucinto entre miles de situaciones. El “mando central operativo de guerra combinada” (o MCOGC) puede solicitar a Relaciones Exteriores la búsqueda de disidentes o enemigos internos de un potencial país enemigo. Localizados uno o varios de éstos, se valoran sus capacidades, circunstancias, implantación y posibilidades operativas. Así, RR. EE. presentaría un informe al MCOGC en forma de “resolución fundada” implicándose. O sea, valorando esquemáticamente los casos existentes y decidiéndose por uno o dos, en función de sus cualidades y nuestra conveniencia general o puntual.

Esos disidentes o enemigos podrán ser políticos o también armados. En el primer caso, nuestra nación les podría conceder asilo, becas, apoyo económico y asesoramiento a sus grupos. En el segundo, en una fase de mayor confrontación, se podrá también enviarles pertrechos y armamentos, asesores y formadores y unidades de “operaciones especiales” o de “voluntarios extranjeros”, para apoyarles y/o reforzarles en sus actividades insurgentes.

A comienzos del siglo XVI las ideas “reformistas y heréticas” del sacerdote agustino Martín Lutero se propagaron por el centro y el norte de Europa, con la ayuda de la imprenta. El origen de la palabra propaganda surge durante la llamada Contra Reforma. Es una referencia a la propagación de la fe católica, con los jesuitas en la vanguardia de esa tarea de catequización. Haciendo frente a las desviaciones de la ortodoxia preexistente, enseñadas por los luteranos, hugonotes, calvinistas, erasmistas, etc.

Resultado de imagen de propaganda social
PROPAGANDA CHINA CONTRA TAIWAN.

La propaganda, como “medio de intervención”, maneja siempre informaciones básicas, esenciales, que son sencillas y simples por definición. Esto es debido a que su “objetivo” (el “target” de los snobs) es siempre amplio y numeroso: la población de un determinado país o región, o un colectivo extenso religiosa, económica, racial o socialmente diferente. Ellos son los que hay que informar, convencer y, según los casos, proteger.

Un “medio de intervención” contra los enemigos o para cambiar o influir en voluntades, que era desconocido, por impensable, hasta hace muy poco, es la Guerra Cibernética.

Los ataques cibernéticos pueden dirigirse al software o al hardware de los sistemas informáticos personales, empresariales o institucionales. El software es el “soporte lógico” de un sistema informático, que hace posible la realización de las diferentes tareas. Este “soporte lógico” incluye el sistema operativo y las aplicaciones o programas informáticos que realizan aquéllas. El hardware, por su parte, es la maquinaria o el conjunto de componentes físicos del ordenador. Así, resumiendo, el software genera instrucciones que se ejecutan por el hardware o soporte físico del sistema.

Resultado de imagen de ataques ciberneticos mas famosos

En general, los ataques se realizan al software de un sistema, buscando una “debilidad” de éste. Y mediante los códigos maliciosos, las entradas traseras, etc. Una penetración o asalto al software se previene en general con un antivirus apropiado al virus recibido. Para atacar al hardware hay que actuar sobre el “componente físico” del ordenador. Y su detección, con la miniaturización existente hoy en día, resulta muy improbable y larga en el tiempo, hasta que se detectan los estragos. La mejor forma de acceder al hardware es realizando la intrusión en las fábricas de componentes y de montajes. Pero éstas están protegidas con medidas de control de componentes y equipos externos, basadas en la nacionalidad y el productor de ellos. Salvo que el atacante y el fabricante coincidan indeseablemente contra los compradores de los productos…

Imagen relacionada
Esquema algo confuso de la Ciberguerra.

La Economía es un importante y clásico “medio de intervención” del Estado y de la Nación. Significa e implica en el esfuerzo de guerra a la capacidad de obtención y producción de toda clase de bienes y servicios, intermedios y finales, que las tecnologías y procesos en vigor en cada etapa son capaces de lograr y conseguir.

Resultado de imagen de reagan and gorbachev
Reagan y Gorbachov

También, en casos de necesidad y utilidad, una nación puede decidir asignar más recursos productivos para la producción de un determinado bien. Pero, cuanta más especialización se exija en la producción, los rendimientos, tanto netos como económicos (como coste de ellos) serán menores. En virtud de las leyes del rendimiento decreciente y de los costes crecientes que sufren estos “procesos productivos especializados reconvertidos”. Es muy fácil utilizar el cemento en producir bienes militares de defensa estática (bunkeres, líneas defensivas artilladas) y no levantar edificios con él; resulta relativamente fácil convertir las fábricas de vehículos industriales en productoras de blindados. Y es muy difícil conseguir grandes rendimientos de una lechería convertida en fábrica de armamento.

Todos estos “medios de intervención” exigen necesaria y suficientemente ser armonizados y coordinados por un “centro de gravedad” del Mando en cada teatro de operaciones. Que, en un esfuerzo centrípeto y convergente dirigiría y aplicaría los medios específicos a su disposición.

(FINAL)

HAMAS ATACA A ISRAEL EN 2023.

Introducción General.

Los comandos de Hamas sabían que lucharían en la profundidad del territorio israelí. Muy lejos de sus apoyos, avituallamientos y de otras unidades de Hamas. Sus objetivos estaban allí: Civiles y Militares israelíes muertos o tomados como rehenes. Y conocían que una vez pasados 2 o 3 días, las fuerzas israelíes superiores en medios humanos y materiales, los atacarían, perseguirían, emboscarían. Su final, en general, era la muerte. Ya que los israelíes tendrían en este caso, aún un sobrante de enemigos capturados. Para interrogar y conocer los parámetros que manejaba Hamas, para superarles durante un tiempo: sorprenderlos y establecer en bastantes puntos de Israel la superioridad combativa sobre sus tropas.

Los distintos atacantes llevaron a cabo un “ataque de enjambre” sobre posiciones en el centro y sur de Israel. Varios, de los principios o normas de las fuerzas militares en un ataque convencional fueron desatendidos. Por ejemplo, la unidad del objetivo y la unidad del mando de las fuerzas y el mantenimiento de una estructura, de un despliegue para todas las fuerzas atacantes. Aquí, cada pequeña “unidad de acción” islamista tenía su propio jefe y su particular objetivo. Y, es el conjunto de acciones del “enjambre atacante” el que define la estrategia y el complejo objetivo real de Hamas.

YAHYA SINVAR, JEFE MILITAR PALESTINO DE LA FRANJA DE GAZA.

Aquí, las fuerzas de Hamas atacaron divididas en multitud de grupos independientes, pequeños y suficientes, encargados de golpear y/o destruir. U ocupar el puesto militar, el kibutz o la cooperativa israelí, y tomar rehenes israelíes o extranjeros occidentales para enviarlos a Gaza.

Todo ello nos va descubriendo y exhibiendo que el efecto militar que busca el ataque multiobjetivos de Hamas es un Choque Interno Moral, acrecentado por el factor sorpresa de la acción, instalada ya en el estamento militar y en las poblaciones de Israel. Se ha roto el aura de invencibilidad de las Fuerzas Armadas israelíes y la eficacia atribuida al Mosad y demás agencias de seguridad afectadas, no tan conspicuas.

Es el Conjunto de las “unidades de acción” de las milicias, compuestas por armas o ramas variables de las FA: infantería, aerotransportadas, antitanques, blindados ligeros, sanidad, policía militar, el que Realiza, mediante estas acciones múltiples y cuasi simultáneas sobre la Nación Israelí: El Efecto de choque, rompedor, desgarrador material y moral.

TROPAS SEMI IRREGULARES DE HAMAS DESFILANDO

Dicho Efecto múltiple y general se transmite inexorablemente a los israelíes en armas a través de los mecanismos sociales. Los efectos de daños a las personas y bienes no protegidos por el ejército, la invasión de fuerzas palestinas crueles y vengativas, que ocupan y destruyen distintos puntos en Israel, conmocionan y producen el choque y la desorientación de las tropas.

Israel dice que ha movilizados a casi 300 mil reservistas para atacar la franja de Gaza. No son las mejores tropas para mantener la disponibilidad combativa y la alerta de combate.

El Escenario geográfico y socio militar de los radicales islamistas.

La llamada franja de Gaza es un estrecho, llano y pequeño corredor costero junto al mar Mediterráneo, situado al sur de Israel. En sus aproximadamente 363 Km2 de superficie viven hacinadas más de un millón y medio de personas. El 99% de los habitantes son musulmanes y los cristianos suman entre 15 y 20 mil almas. La franja alcanza una concentración demográfica del orden de las 4150 personas por Km2, que es de las más elevadas del mundo. Su forma es la de un rectángulo alargado, de unos 45 Km de longitud, que mide 12 Km en su parte más ancha. Al sur está su frontera con Egipto de unos 11 Km., en torno a la estratégica ciudad de Rafah. Al este y al norte se extiende por unos 51 Km. la frontera de Gaza con Israel. La población más importante de la franja es la que le da el nombre, Gaza, situada en su tercio norte. Las otras villas destacadas de la franja constituyen realmente “repartos”, “barrios periféricos” o “poblados satélites” del “ecumene” de Gaza. Entre las no citadas aún destacaremos a Beit Hanoun (en el extremo norte), Beit Layla, Jeque Zaid, Dayral Balah (al centro), Yabalia y Kan Yunis (al sur, pero no en la frontera con Egipto).

SOLDADOS ISRAELÍES DESCUBREN EL PRIMER TÚNEL DE HAMAS DESDE LA GUERRA DE 2014

La tasa de paro de la población está entre el 35-40%. Esto la hace muy dependiente de las ayudas externas. Y, además, excita sus reivindicaciones identitarias y sociales y define como “únicoresponsable de sus males al enemigo más visible, diferente social y culturalmente, y cercano, Israel. La búsqueda de una solución rápida y utópica para esta población pasa, entonces, necesariamente por una derrota suficiente de Israel, la potencia opresora e imperialista. Esto hace que su población sea muy proclive a abrazar doctrinas y partidos “militantes islamistas radicales” (los MIR). Ellos les permiten vislumbrar y valorar una solución, siquiera en un futuro indefinido e impreciso. Y, al menos, les dan la esperanza que todos necesitan. La Yihad Islámica y Hamas son las dos principales organizaciones islamistas con implantación en Gaza.

Ideología de los Palestinos islamistas radicales.

Hamas, como organización socio político religiosa totalitaria, ejerce un poder extenso en todas las áreas de convivencia civil de los habitantes de Gaza. Este poder está condicionado también por el carácter de la lucha en unas condiciones de aislamiento, cerco y penuria. Esto le permite a Hamas invocar en su “defensa general”, la opresión de que es objeto, bien real, sentida y/o magnificada, toda la población palestina de Gaza. Sin que en la práctica se distinga bien el sufrimiento tremendo de los palestinos, del victimismo esgrimido por Hamas o la Yihad Islámica. Entre 100 y 200 mil son los militantes activos reales de ambas organizaciones radicales. Además,están los simpatizantes y colaboradores de ellas, con distintos grados de implicación en los servicios y de tiempo dedicado al apoyo de Hamas y de la Yihad Islámica.

Hamas se mesmeriza, se tensa y se crece ante las perspectivas de un enfrentamiento más o menos próximo con Israel. A un pueblo no se le puede tener permanentemente en armas, ni, mucho menos, en “alistamiento de combate”. Pero, la razón de ser de Hamas es recuperar e imitar doctrinal, social y militarmente los tiempos épicos y gloriosos del primer siglo del Islam, que coincide aproximadamente con nuestro siglo VII y con la primera parte del VIII. Fue la época, tras la muerte de Mahoma, prolongada en el tiempo más allá de los 4 primeros califas, desde Abu Baker a Alí, llamados por los sunníes los Rashidun, los “rectamente guiados (por Dios)”.

Porque sus ideólogos radicales totalitarios han decidido que, cuando el Islam practicaba la Yihad armada y era riguroso en la fe y sus costumbres, el Islam convencía, arrollaba, se extendía prodigiosamente por tres continentes y era casi invencible… Y creen que reproduciendo las “condiciones básicas” de aquel contexto social, de aquella civilización en auge, los musulmanes actuales volverán a ser grandes, temidos, respetados y aceptados. No hay nada más ni nada menos.

Comprobamos que cada pocos años ocurre o provocan un “casus belli”, digno de su nombre y con sus perniciosos efectos para las poblaciones correspondientes. Así, no hay muchas posibilidades de poder dialogar verdaderamente con esto, de alcanzar puntos de encuentro y de llegar a acuerdos de paz consistentes y aceptables para todos.

Consideraciones operativas de la Defensa de Gaza frente a Israel.

La defensa terrestre de Gaza es muy difícil de sostener en el tiempo. La franja carece de espacio geográfico para poder establecer una defensa flexible, móvil y escalonada en profundidad. Esto es necesario para darle potencia, solidez, continuidad y apoyo a la lucha de rechazo.

Además, el abastecimiento externo de armas, municiones y equipo militar a Hamas estaría estrangulado por Israel. Para garantizar el sellado de Gaza, el Tsahal podría establecer “cerrojos”, situados transversalmente en la franja y ocupados con infantería mecanizada reforzada. Ellos impedirían el tránsito de equipamiento militar desde Egipto. Las armas y equipos de Irán tienen su hub o centro logístico de partida en el Yemen. Desde aquí se transportan por el mar Rojo hasta el norte de Sudán, desde donde parten en caravanas de camiones. Cruzan a Egipto hacia la mitad de su frontera sur y se dirigen a Rafah.

Los israelíes realizan esporádicamente bombardeos sobre esta “ruta del mal”, concentrándose en los depósitos intermedios de la ruta y en los vehículos de carga. En octubre de 2012 una explosión imprevista destruyó una fábrica de armas junto a Jartum, la capital y, otras veces, se destruyen las caravanas de camiones. La persecución naval de este flujo contrabandista, a través de vuelos de aviones no tripulados de detección y exploración sobre el mar Rojo, corre a cargo de los EE.UU. Y es la escasa y reticente colaboración de los tres países implicados, Yemen, Sudán y Egipto, la que no permite hacer excesivamente oneroso para los intermediarios y con poco rendimiento para el usuario final, ese tránsito de armas pesadas de artillería reactiva.

(CONTINUARÁ)

La Flota española captura la Flota logística británica en 1780.

Trasfondo político.

Eran los tiempos del reinado del rey borbón Carlos III, con don José Moñino Redondo, conde de Floridablanca, primer ministro de España desde 1776, en sustitución del marqués de Grimaldi.

Floridablanca, por medio del conde de Aranda, embajador de España en París, inició una ayuda sistemática al esfuerzo de guerra de los estadounidenses contra Gran Bretaña. La ayuda se concretó primeramente en dinero y pertrechos.

EL CONDE DE FLORIDABLANCA - RCMAGAZINE – Revista Cultural del Real Casino  de Murcia
EL CONDE DE FLORIDABLANCA

El 28 de abril de 1779, Luis XVI de Francia ratificó la renovación del Pacto de Familia entre los dos reinos Borbones. Y la guerra se declaraba entre ellos y la Gran Bretaña.

Este es el siglo de las guerras de los reyes. Ya que las proyectan y realizan los soberanos y sus ministros. Que buscaban cambiar el mapa del Mundo por los intereses dinásticos y por el engrandecimiento de sus potencias. Sin tener en cuenta aún el sentir de los pueblos.

Antecedentes.

El 9 de julio de 1780 había zarpado de España una flota combinada de guerra de 22 navíos españoles y 9 franceses, con destino a las aguas territoriales de la Gran Bretaña. Y con el fin de atacar a los enemigos que pudiese. Una ambiciosa, amplia y clara misión de guerra.

España y Francia acosando en su casa a la Royal Navy. A la Home Fleet, la “flota custodia del hogar” enemigo.

Al mando de nuestra flota combinada iba el Capitán General de la Armada española, don Luis de Córdova y Córdova, de 73 años de edad. Con esa edad, Córdova estaba ya de vuelta de la Escolástica, la Tomística, los reglamentos y el arte de la guerra de fuerza contra fuerza.

LA GRANDE Y FELICÍSIMA CAPTURA REALIZADA POR DON LUIS DE CÓRDOVA Y CÓRDOVA  | frquesada.com
LUIS DE CÓRDOVA Y CÓRDOVA

La flota de Córdova se dividía en una división española y otra división francesa de buques de línea. Apoyadas por una flotilla de fragatas, de menor eslora y porte que los otros navíos, pero de mucha mayor velocidad en la mar. Destinada a las tareas de exploración (activa, intuitiva y osada) y de seguridad o screen (discreta y de ocultación de las vistas enemigas) de la flota combinada.

El buque insignia de la Armada de España era entonces el imponente y majestuoso Santísima Trinidad, el buque de línea a vela más importante jamás construido. Contaba con 4 cubiertas de artillería y fue botado en los astilleros de La Habana, adelantados de la construcción naval.

El Santísima Trinidad era también el buque insignia de la flota de Córdova, donde izaba su pabellón personal. Y, tendrá un protagonismo decisivo en el desarrollo de los acontecimientos bélicos futuros.

Los navíos aliados se hallaban ya en el Canal de la Mancha, cuando recibieron la noticia de parte de Floridablanca, informado por sus espías en Gran Bretaña, de que del puerto de Portsmouth, al sur de Inglaterra, acababan de zarpar dos convoyes con 52 buques de carga en total, hacia la India y Norteamérica.

Pintura Militar y Naval: Navío Santísima Trinidad navegando en línea
EL SANTÍSIMA TRINIDAD

Esta enorme flota logística constituía por sí misma un objetivo necesario y suficiente para las tareas encomendadas al Almirante contra Gran Bretaña.

Córdova se dió cuenta de que su éxito estaba en calcular con la mayor probabilidad posible, o sea, estimar correctamente, la faja o el sector de la derrota seguida por la flota logística. Con ello, elaborar para la flota combinada un rumbo de interceptación de los barcos enemigos bien al este de las Azores. Que sería confirmado luego por su flotilla de fragatas en misión de exploración de larga distancia.

Lamentablemente, la mayor parte de los buques de guerra escoltas de la flota logística británica regresaron a sus bases, cuando ya ésta se hallaba bien encaminada en mar abierto.

Desarrollo.

Hacia las primeras luces del alba del 9 de agosto de 1780 comenzaron a aparecer en el horizonte de la flota combinada los cargueros enemigos bien dispersos.

Córdova podía atacarlos, causarles un gran destrozo, dispersar al resto hacia su puerto y capturar un cierto despojo. Y, conseguir así una gran victoria.

Pero, pensó mejor en engañarlos con una “apariencia”. Y, así, derrotarlos uno a uno, capturarlos y hacer un inmenso botín, que llevaría a España. Y, a un mínimo coste de vidas y daños de los buques y sus cargamentos.

El Almirante mandó encender un gran farol y colocarlo en el trinquete del Santísima Trinidad. Ésta era la señal que usaba el enemigo para reunir a sus barcos en torno a su capitana. Las apariencias, para que sean funcionen, deben ser creíbles y lo más esperado y natural del mundo. El enemigo se engañará solo…

Y, los barcos británicos se dirigieron hacia el farol español que les alumbraba en el horizonte, como hacen las polillas hacia la luz…

Es de recordar que nuestros barcos de guerra llevaban una dotación variable, según sus tamaños y tareas, de la Infantería de Marina. Encargada de luchar en mar y en tierra contra los enemigos como soldados de infantería. Y, que los jefes de escuadra y capitanes de Córdova estaban plenamente capacitados para ejecutar las maniobras decididas.

Adelante del Santísima Trinidad, los buques de la flota combinada se fueron desplegando hacia cada lado del horizonte, siguiendo una línea aproximada. Y cada una quedaba cubierta por sus cañones de babor o estribor. Para recibir a los británicos como se merecían cuando se cerrara más la imaginaria bolsa.

Algunos barcos aliados iniciaron su ataque a los cargueros británicos, al ver que estos abandonaban su derrota y querían huir.

Action of 9 August 1780 - Wikipedia
BATALLA NAVAL DEL 9 Y 10 DE AGOSTO DE 1780

Del Santísima Trinidad dieron y transmitieron la “orden de combate” a las escuadras aliadas, que las fueron transmitiendo a las más lejanas. Así, el resto de los navíos aliados cerraron sobre el bulto desparramado y ralo de los buques de carga enemigos. Atacándolos individualmente.

Recordemos que los buques de carga llevaban apenas una simbólica artillería para una defensa mínima. Ya que su estructura y desplazamiento estaban destinados a optimizar su capacidad de portar cargas para su destino. La artillería, su munición, pólvora y los artilleros restaban mucho a dicha capacidad, por aquello de la especialización eficaz de los medios.

El enemigo, sorprendido y disperso, se vio abrumado y cedió rápidamente, una vez que las naves aliadas les fueron amenazando.

Escaparon del cerco los tres buques de guerra que escoltaban entonces a la flota logística británica y un carguero, que se dirigieron a puerto. Algunas fuentes dicen que los tres buques de guerra fueron apresados por los aliados. Y pasaron a engrosar la Armada española. Y, dan incluso sus nuevos nombres como españoles.

Se tardó un día en apresar todos los buques capturados. El cerco no era, ni podía ser, tan cerrado como en tierra. Y, los buques de guerra no se rendirían de primeras. Los marinos militares no se dejan amedrentar por una amenaza y están entrenados para combatir. Lo suyo es que huyeran a puerto, una vez visto que nada podían hacer por defender a sus escoltados. Solamente engrosar las pérdidas irreparables de su nación.

La infantería de Marina española abordó los cargueros enemigos para someter y desarmar a los “soldados” de las Compañías comerciales británicas que eran trasladados a los destinos en las colonias para reforzar las guarniciones allí. Y para tomar la “presa”.

Y permanecería en ellos para controlar que sus marineros realizaban las maniobras para dirigirse al destino que ordenase el Almirante de la flota.

La operación militar resultó eficaz, limpia, provechosa y rápida. Córdova y su flota combinada de ataque regresaron a la Patria con un ingente botín capturado al enemigo.

El botín de guerra apresado por Córdova y sus hombres ascendió a:

1800 “soldados privados” de las Compañías Comerciales de Las Indias Occidentales y de las Indias Orientales.

Tres mil marineros británicos que tripulaban los 51 barcos capturados.

Unos 140 millones de reales como valor de los barcos, mercancías de todas clases para su venta, enseres y avíos de aquellos, armamento y municiones de los barcos y de los hombres de las Compañías.

La pérdida del convoy logístico destinado a las 13 colonias norteamericanas supuso un duro golpe a los esfuerzos de guerra de Gran Bretaña en ellas, contra los nativos estadounidenses que luchaban por su Independencia.

Para el 20 de agosto, Córdova, sus barcos, sus hombres y su enorme botín llegaban a Cádiz. Siendo recibidos en triunfo por las autoridades locales y el pueblo gaditano.

Unas Consideraciones finales.

Esta hazaña naval española tiene poca resonancia en los libros de Historia escritos desde entonces. Como explicación podríamos decir que a los “Esfuerzos de armas” se les atribuyen siempre “pólvora y sangre”. Como Añadidos destacables, imprescindibles e instrumentales de ellos.

Y, la Acción de la flota combinada de Córdova en el apresamiento de la mayor flota logística sufrido por Gran Bretaña en su historia, fue callada (con poca pólvora) e indemne (sin mucha sangre).

Y, por tanto, se le supone con poco Esfuerzo Militar. O sea, sin arrojo, brillo, entorchados, ni gloria bélica.

No siempre tenemos a un Maestro Sun (eso quiere decir Sun Tzu) en nuestro camino para entendernos. Y apreciarnos una victoria cabal aprovechando las debilidades y los fallos del enemigo.

El Respeto a los Signos y Símbolos Sociales.

Introducción y Origen.

Todos los Grupos Sociales, desde las tribus, con sus tótems, plumajes y coronas y panteones, hasta las complejas Sociedades Nacionales actuales, con sus himnos, banderas, condecoraciones y órdenes, edificios de los Poderes Públicos, tienen “Signos Externos de Identidad y Soberanía”.

Que buscan concretar y hasta definir, para propios y extraños, la Identidad, la Esencia y algunas cualidades sociales, de ese grupo social único.

Las cosas externas, la tela, los metales, los acordes y textos de dichos “Signos Externos” se Transfiguran en una “expresión real” de dicha esencia e identidad. Y esto es lo que suponen y valen para ese grupo social que los enarbola orgulloso.

Existe una fórmula definida para incorporar a unas personas a la categoría de ciudadano miembro del grupo social que se trate. En él se enfatizan todas las características y condiciones que deben cumplir y respetar dichas personas al incorporarse a dicho grupo.

Por ejemplo,

«Juro lealtad a la Bandera de (…) y a la República que a ella representa. Símbolo de la Nación, una e indivisible. En el Respeto a la Ley y a los Derechos de todos los Ciudadanos«.

Un ejemplo de la transgresión del respeto a los mismos.

El martes 21 de febrero de 2023, la diputada Española del partido catalanista secesionista JuntsPerCat. Excrecencia del partido disuelto del Benefactor de Cataluña y Padre de la Cataluña Nueva, Jorge Pujol. Miriam Nogueras ha retirado deliberadamente de un atril de oradores de la sala de Prensa del Congreso de los Diputados, la Enseña Nacional.

Su acción felona, impúdica, sin educación, ni respeto a la Nación que le paga el sueldo es un Acto de Traición de Lesa Patria.

Le pese a quien le pese de sus amiguetes, cómplices, conmilitones y copartidarios.

Y, la Presidenta del Congreso, sra. Batet, es cooperadora necesaria en dicha ofensa a la Nación que las paga.

La consecuencia descafeinada tipo Daladier y Chamberlain.

En otro Grupo Social que se Respetara más a Sí Mismo, las consecuencias para ellas hubieran sido más proporcionales a dicha Ofensa.

El contraataque de Ucrania en el Este del país.

Introducción.

Yo creo que éste debería ser un ataque sobre el mar de Azov desde Zaporiya (+-).

Cortando la línea de abastecimientos de Crimea con Rusia. Y, hacia Melitopol (+-).

Se pueden bifurcar algo las puntas de avance del ataque, para que el enemigo no sepa bien cuál es el objetivo inmediato de ellas. Y pueda concentrar desde Crimea demasiadas fuerzas para repelerlas.

La línea de suministro rusa sale de Crimea, cruza la costa del mar de Azov y penetra en Rusia hacia Rostov sobre el Don. Cualquier punto es bueno para cortarla, con tal de suprimir el abastecimiento.

Cuanto más cerca de Crimea se corte, más “influencia”, efecto material y moral, ejercerá su presencia sobre los rusos de Crimea. Cuanto más cerca sea de la frontera rusa, más fácil será para los rusos desplegar fuerzas para rechazarlas. Y, más lejos estarían los ucranianos de sus bases de aprovisionamiento y del refuerzo de hombres y unidades.

Atacar donde está ahora el frente, en dirección este, hacia la frontera con Rusia, es reiterar el esfuerzo militar sobre un frente ruso preparado para la defensa. Atacarían los ucranianos donde más preparados están y donde lo esperan sus enemigos. Sería una estrategia muy mediocre y costosa; de fuerza contra fuerza. Y, los rusos tienen muchos más medios humanos y militares físicos que los ucranianos.

El plan de atacar hacia el sur de Ucrania les impone la ley de la acción, es osado, creativo, novedoso y posible. Y dejaría a los rusos descolocados en planes y posicionamiento de sus medios para la defensa. Que estarían en la gran franja costa del mar de Azov, oblasts de Donetz y Lugansk y la frontera rusa.

Sería una estrategia de fuerza contra la debilidad rusa.

Desarrollo estructural.

El señalar a distintos pueblos como “hitos imprescindibles” del trazado de los frentes, de cara a su explotación operativa, ofrece una ristra de nombres casi imposibles de alcanzar a entender. Que son muy difíciles de localizar en los mapas asequibles para nosotros. Un Bajmut, un Buça son localizaciones que pueden ser muy dolorosas e impactantes. Pero, que naufragan y se pierden en nuestros mapas habituales.

El caso es que Bajmut es el nombre ucraniano de la población llamada Artemivosk, en ruso. Y, en ruso figura en casi todos los mapas. Y, claro, la mayoría de reporteros y enviados al teatro de operaciones no tienen tiempo para corregir estos “errores de bulto”.

Toda esa “cáscara exterior”, al este del Donbass, la estructura defensiva rusa preparada para la defensa sin cesión de espacio, supone la cristalización de una intención estratégica defensiva de los rusos. Que explicita su deseo debilitante, miedoso de preservar su frontera oeste con Ucrania de cualquier cercanía enemiga. Que facilite un ataque de objetivo limitado de Ucrania en el interior de Rusia.

Es evidente que en terreno preparado para la defensa rígida, las puntas de avance mecanizadas ucranianas no deberían atacar.

Ya a mediados de 1943 en el llamado saliente de Kursk, las fuerzas de Model, atacando desde el norte, y de von Manstein, desde el sur, no llegaron a juntarse, ni a cortar mínimamente dicho saliente. Que estaba defendido completamente por “regiones fortificadas” dispuestas en la profundidad en el saliente.

La lucha en las trincheras de la defensa es una forma de lucha abandonada hace unos 105 años. Cuando la artillería se convirtió en la reina de la batalla y las trincheras protectoras de los soldados perdieron su capacidad de ocultar y cubrir del fuego a aquellos. Los fuegos artilleros podían ser suficientemente precisos como para llegar a acertar rápidamente en los recorridos de las trincheras. Era necesario privar al enemigo de vistas y aumentar la defensa directa de armas y hombres avanzados.

Esto se consiguió desplegando la defensa en avanzadas de combate, fortificadas o no, y destacamentos avanzados en defensa móvil. Y dispersando y fortificando las siguientes posiciones o reductos en profundidad. Y acercando las reservas tácticas al inicio de la zona de artillería. Y disponiendo piezas de ella al inicio de ésta, especialmente de contrabatería, de la defensa pesada antitanque y de hostigamiento/neutralización del avance enemigo al ataque.

Teatro de operaciones y posibles ataques y movimientos.

La gran cuenca del Donbass, de terreno favorable al empleo de medios mecanizados atacando, es el área geográfica en la que en esta guerra han tenido lugar los principales combates. Existe una llanura costera señalada por las ciudades de Mariupol, a poco más de 50 km. desde la frontera rusa, Berdjansk y Melitopol, que conforman la línea de abastecimientos principal de Crimea desde Rusia, muy importante para los rusos.

El interior convexo del Donbass al este soporta el actual frente de guerra ruso ucraniano.

En la parte exterior están los rusos y desde ella se preparan y lanzan ataques con objetivo limitado contra posiciones menos preparadas ucranianas. En un intercambio puramente táctico de los esfuerzos, sin la búsqueda de un objetivo operativo. Como sería invertir el frente enemigo en un sector, desbordarlo o romperlo para una explotación mínima. Y, la defensa rusa se apoya en fortificaciones muy preparadas, que parecen excluir de entrada cualquier plan de ataque o contraataque medianamente exitoso. Que supere el forcejeo táctico habitual con ganancias de espacio despreciables. Que, algunas veces son recuperadas por un contrachoque táctico ucraniano.

El mejor contraataque ucraniano partiría del norte de Zaporiya e iría dirigido a la costa del mar de Azov, al sector entre Berdjansk y Melitopol. Es conveniente dirigir el esfuerzo hacia un par de objetivos diferentes. Que obligará a los rusos a dispersar más su rechazo. Y que son igual de importantes para los ucranianos, porque de lo que se trata es de cortar operativamente la línea rusa de abastecimientos. Y establecer en ella, no necesariamente encima, una fuerte posición de defensa ucraniana.

Las Capacidades de Combate de la Fuerza como Sistema Operativo

Introducción.

Llamamos “sistema” a un conjunto armónico (con correspondencia entre ellos) y sinérgico (que actúan conjuntamente) de elementos diferentes, pero relacionados en su naturaleza, que producen o generan una función compleja y esencial de la actividad militar más amplia. Su definición aspira a que los distintos sistemas comprendan de forma global a las variables o elementos de su naturaleza que intervienen en las operaciones. Ello permitiría focalizar en ellos más fácil y precisamente nuestra atención, para conseguir el control y la dirección de todo el complejo fenómeno de la guerra.

Las “capacidades de combate” son el conjunto de los medios militares (armas y apoyos) que posee un “sistema militar cerrado” (en una operación, una campaña) o una sociedad o estado para su defensa.

Desarrollo.

Su expresión más cabal son los conjuntos de armas combinadas o interarmas, incluso en el nivel de las pequeñas unidades. Que permiten multiplicar y flexibilizar las posibilidades de lucha en los campos y las interfases de acción con el enemigo. Buscando acelerar el ritmo (tempo) o la velocidad de los ciclos elementales de los períodos de acción contra él. De hecho, la inclusión de las armas pesadas de infantería como elementos orgánicos de apoyo en las pequeñas unidades, ya configura cualitativamente un sistema de armas combinadas.

Las capacidades de combate son las que nos permiten obtener la decisión y, por tanto, la eficacia operativa en los combates decididos, buscados y trascendentes y en los que nos impone el enemigo. Y son las que dan credibilidad a las capacidades de movimiento del conjunto en las maniobras, a través de la amenaza real que generan sobre el enemigo. El simple movimiento es una floritura vacía o un suspiro impotente, sin su unión complementaria con la capacidad de hacer daño al enemigo y la voluntad de hacerlo.

La capacidad de combate y la capacidad de movimiento operativo forman un “par de opuestos” complementarios y sinérgicos dentro de los distintos sistemas operativos de combate. Ninguno de los dos trasciende sin el otro. Es más, uno de los dos solo se frustra y se malogra sin el otro. Ambos sistemas procuran y dinamizan las acciones tácticas y ejecutan y fertilizan las maniobras operativas.

Estudios Cuantitativos.

Si queremos acudir a una cuantificación de las capacidades de combate, dando valores, que serán siempre relativos, a las distintas unidades y armas, podemos acudir singularmente a la obra de Trevor N. Dupuy (1). En ella cuantifica las unidades en función de sus tipos. Y, añadiéndoles un factor en función del ejército que consideremos y en cuál guerra o campaña actúa, obtiene unos valores de potencia militar relativa para cada caso.

Estas “potencias” son una cuantificación relativa (recordemos el factor multiplicador, que introduce la eficacia de cada ejército frente a un enemigo concreto en una situación dada) de las capacidades de combate de los ejércitos terrestres en las distintas épocas o teatros de operaciones.

Simpkin realiza un desarrollo similar, más cualitativo, en función de los equipos de las unidades (sólo vale para los ejércitos mecanizados), siendo los extremos de la clasificación, una unidad de infantería y una unidad de tanques de igual nivel (2).

En ese carácter suyo y de la aplicación, el uso y las posibilidades de las capacidades de combate se trata extensa y diversamente por toda esta obra

1) Trevor N. Dupuy. La Comprensión de la Guerra. Estudio y Teoría del Combate. Madrid, 1990. Págs. 123 a 172.

2) Richard Simpkin. Race to the Swift. Londres, 1994. Págs. 79 a 85.

La Capacidad Combativa de los soldados rusos en Ucrania.

Antecedentes.

El Ejército Rojo de Obreros y Campesinos resultó victorioso en la Guerra Civil sobre los Ejércitos Blancos Rusos. Estos fueron soportados en mayor o menor medida en ella por las Potencias europeas, los Estados Unidos y el Japón. Ya entonces, el Politburó Soviético puso sus ojos en Europa, con el fin de extender la Revolución Mundial. En esto, las ideas internacionalistas de León Trostky tuvieron un protagonismo decisivo.

Leon Trotsky

Para ello, el general Mikhail Tujachevsky atacaría a la reciente República de Polonia con sus Hordas armadas euroasiáticas. Y ganaría a la República burguesa. Gracias a que los campesinos polacos se sumarían “fervorosos” a la liberación socialista que le brindaban los Ejércitos Rojos.

El ataque imperialista contra Polonia.

Los Rojos llegaron hasta el Frente de Varsovia, intentando desbordarla por el norte.

El General Mikhail Tujachevsky, a la izda., con otros Altos Jefes del Ejército Rojo

Allí, el mariscal Josef Pilsudski, héroe de la Liberación de Polonia en la I Guerra Mundial, recorría sus brigadas y divisiones. Elevando y consolidando Ia moral de combate de sus fuerzas y la identidad de la Nación polaca, frente al Imperialismo ruso comunista.

Y, preparaba con su Estado Mayor y los comandantes de sus grandes unidades una Defensa móvil en profundidad. Contra los ataques frontales y masivos del enemigo.

Desde Kiev, a cerca de 500 km del Frente, Tujachevsky alentaba a las suyas, con el trato de los déspotas a sus hordas, ayudado por los comisarios políticos de ellas. Y dirigía sus operaciones militares sobre los mapas de la situación de la guerra en su Puesto de Mando. Que era actualizada por las informaciones no contrastadas de sus grandes unidades en el Frente.

El Caedes Operacional.

Tujachevski había tensado también sus Líneas Logísticas al máximo. Estaba engolfado, rozando en su imaginación el triunfo a mano.

Aunque comían del pillaje al terreno que pisaban. Necesitaban también, desde su retaguardia lejana, armas, municiones, medicinas, reposición de unidades, ropas, calzados, mulas de carga y los “carros del país” rusos.

Y, como Milagro surgido de la concentración de Errores del atacante y de Parámetros Eficaces del defensor, el atacante se encontró sin suelo amigo. Sin la imprescindible zona de retaguardia operativa. Para descansar, maniobrar, combatir y consolidarse tras las luchas puntuales. Y, tuvo que retroceder miserablemente.

Los soviéticos en armas, que no militares eficaces, retrocedieron hasta las fronteras de la URSS.

Y, el sueño revolucionario de cruzar las llanuras polacas e invadir Alemania. Y liberar a Europa del sistema capitalista o imperialista, éste como culminación del desarrollo capitalista. Se disipó como el humo del tabaco que fumaban las tropas soviéticas.

Situación actual.

Esta idiosincrasia de los militares eslavos del Oeste de los Urales continúa influyendo en las operaciones, necesidades y características anímicas de los militares de la Federación de Rusia.

La disciplina de las tropas en los cuarteles es deplorable. Abundan los tiempos libres, la holgazanería, las charlas inanes o subidas de tono.

El mantenimiento de los equipos pesados es malo. Algún escritor calculó que, por su experiencia militar, la mitad de los tanques en batalla dejarían de funcionar pronto y que les faltarían combustibles y repuestos.

El ejército ruso carece en su estructura esencial de la armazón un cuerpo de suboficiales formados Específicamente para la dirección inmediata de las tropas y la satisfacción de sus necesidades. Que los conozcan tanto como sus madres. Y con una amplia formación militar, empatía y capacidad de mando. Que los soldados, así, los respeten. Y reconozcan que sin ellos y sin obedecerlos, sus posibilidades de supervivencia en el campo de batalla son mucho menores.

Consecuencias para las operaciones inmediatas.

Esto puede ser un obstáculo insalvable para los planes de Putin, que Gerasimov intenta cumplir.

Y que no se supera por la mera Concentración de la Mediocridad de equipos y hombres en los Frentes.

Valery Gerasimov, comandante militar ruso en Ucrania. 2ª Parte.

(continuación)

El mercenario y rapaz Grupo Wagner.

Surge, un tema menor, pero de gran importancia por las desavenencias que crea en Moscú y con las tropas en campaña. Es la presencia creciente del Grupo Wagner como apagafuegos ruso en la guerra de Ucrania.

WAGNER RECLUTA CONVICTOS RUSOS.

En el mismo se encuadran criminales convictos, mercenarios sirios y libios “entre otros elementos de mal vivir” y voluntarios rusos. En general, gozan de sueldos dispares, dependiendo de su experiencia, origen y trayectoria vital; a un convicto se le paga fundamentalmente con la libertad, más o menos adornada con limpieza de antecedentes.

Su jefe es Prigozhin, un plutócrata ruso y paniaguado de Putin. Este hombre está enfrentado con parte de los del Kremlin y con altos jefes militares por la permanencia de su “grupo armado mercenario particular” en las filas rusas en campaña.

La tolerancia implícita de los jefes militares rusos en Ucrania con los hombres del Grupo Wagner, genera un enorme malestar entre los oficiales, suboficiales y soldados allí destacados. Y rebaja enormemente su moral de combate y su “esprit de corps”.

Si Gerasimov viene con poderes plenos de jefe de la campaña y considera los anteriores argumentos, en relación a la motivación y la disposición combativa de sus fuerzas regulares rusas, tiene que recomponer la situación de las fuerzas, en relación con la presencia del Grupo Wagner en las filas rusas.

La Unidad de Acción y la Concentración de los Esfuerzos en la Campaña.

Otro de los problemas capitales que tendrá que resolver Gerasimov es la Integración estratégica y operativa de todos los Frentes activos de las fuerzas rusas en presencia.

Para establecer una “Unidad Superior del Esfuerzo”, estratégica, que sea coordinada, proporcional y sinérgica. Para optimizar en “tiempos eficaces”, según el principio “universal superior del ahorro de medios” y el “principio militar del Objetivo”, la distribución y el empleo coordinado en el tiempo de las capacidades humanas y materiales adjudicadas a los distintos Frentes.

Así, los rusos tienen diversos Frentes con diferentes importancias y presentando distintas oportunidades.

El Frente norte de Kiev está inactivo. Lukashenko es aliado debido de Putin y con sus balandronadas y maniobras provoca incertidumbres en Kiev. Brinda una oportunidad de drenar efectivos ucranianos móviles, para fijar y proteger el Frente de incursiones rápidas rusas posibles.

Aquí bastaría la presencia en Bielorrusia de una “fuerza de tareas” (tasks force) mecanizada de Rusia. Contando con tanques y vehículos de combate y transporte de infantería, con apoyo de artillería, ingenieros, defensa contra aeronaves (DCA) y aviación de apoyo a tierra y su escolta. E integrando un par de divisiones. Que se moviera por el sur de Bielorrusia merodeando.

El Frente de Crimea está activo hacia Jerson, Mariupol y Zaporiya y crea incertidumbre hacia Odesa. Permite la defensa de los 4 territorios anexionados por Putin,

El Frente del Donbass, al sureste de Ucrania, está activo en los oblast o provincias de Lugansk, al norte, junto a la frontera con Rusia, y Donetz, al sur. El Frente del Noreste, hacia Jarkov o Kharkov está en hibernación. Ambos son promisorios en teoría en esta nueva fase de la guerra.

La acción conjunta y coordinada desde ambos Frentes rusos, de “fuerzas de choque de ruptura” de la defensa Táctica ucraniana. Seguidas, tras la irrupción, por “grupos móviles blindados” con apoyo aéreo, avanzando en la retaguardia operativa ucraniana hacia una población o pequeña zona. Formando un amplio y doble movimiento envolvente en torno al enemigo. Puede crear un embolsamiento de éste o, al menos, una grave amenaza de corte de comunicaciones para las fuerzas ucranianas más activas y, por tanto, equipadas con equipos pesados, desplegadas en el este del país. Rusia cuenta con más que suficientes fuerzas móviles regulares para ello.

El Contraataque Ucraniano.

Los ucranianos pueden contraatacar empleando fuerzas blindadas con suficiente punch, como los Main Battle Tanks más modernos. Los tanques “pesados” que Zelensky reclama a los EEUU y a Europa ahora. Los Challengers (con su blindaje Chobham); Leopards 2 A5, de ingeniería alemana; Leclercs, el primer tipo construido de esta nueva generación de tanques y Abrams, los estadounidenses.

Avanzando rápidamente desde la profundidad del despliegue ucraniano, sobre un flanco de las puntas de avance rusas. Recordemos que ese territorio es terreno favorable para los blindados.

Para ello Ucrania necesitará contar con varios batallones de dichos tanques. Distribuidos por sus concentraciones más importantes, cada uno con unos 50 tanques. El distribuirlo o emplearlo por compañías aisladas es desperdiciar su especial y única velocidad de avance todoterreno y potencias de choque y de fuego, protegidas por un blindaje eficaz. Que es completamente decisoria en el combate moderno.

En toda esta filigrana teórica de maniobras y combates, ganará el más capaz, equipado, motivado y preparado.

El desnaturalizado frente aéreo ruso actual.

El objetivo del frente aéreo ruso actual es el debilitamiento de la moral ucraniana. Mediante el ataque sucesivo a las instalaciones civiles (energías, agua y comunicaciones) y a los núcleos urbanos de cierta importancia ucranianos.

Es de señalar que este objetivo bastante criminal no tiene como blancos a las fuerzas militares enemigas, sino a sus poblaciones inermes de la retaguardia. Para más INRI, comenzó a ser usado descaradamente cuando Putin y sus altos capitostes y paniaguados del Kremlin se dieron cuenta de que su “actuación militar especial” en Ucrania era un “bluff”. Y que Ucrania era un hueso duro de roer para las fuerzas rusas empleadas en ella.

MAESTRO SUN

Hace casi 2500 años, el Maestro Sun (Sun Tzu), en la Época de los Reinos Combatientes, ya avisó que “cuando el general ya es nombrado por el soberano, éste no se debe meter en sus asuntos” y “cuando los cortesanos y ministros interfieren en su mando, traen la desgracia al Reino”.

Además, este objetivo ya ha sido utilizado en otros casos y con nula eficacia, por cierto.

El Japón fue bombardeado inmisericordiemente por los EEUU, cuando ya había conseguido ocupar las islas japonesas (p.e., Okinawa) suficientemente cerca del Japón insular. Los japoneses ya preparaban a su población civil para una resistencia numantina al invasor. Creando una inmensa fortaleza natural en sus islas, donde cada una era un reducto fortificado de ella.

Fueron las dos bombas atómicas de Hiroshima y Nagasaki, que supusieron un “ascenso a los límites superiores”, en la lucha contra las retaguardias civiles. Porque eran mucho más que un cañonazo muy grande. Las que obligaron al Japón a rendirse incondicionalmente a los estadounidenses. Porque amenazaron (aunque no tuvieran más artefactos en ese momento), con destruir la esencia e identidad nacional japonesa.

En general, el uso del “bombardeo indiscriminado de las retaguardias civiles”, lo que consigue es galvanizar a éstas en torno a su gobierno y a sus fuerzas armadas. Porque perciben del enemigo un odio demoníaco, feroz hacia ellas, que buscaría la destrucción de su identidad, cultura e idiosincrasia.

Modernamente empleó ese tipo bombardeo los EEUU en Vietnam de Norte. Ellos abandonaron en 1973 el Vietnam del Sur y en 1975 lo ocuparon, casi sin resistencias, las fuerzas comunistas.

El Apoyo Aéreo de Rusia a sus Fuerzas Terrestres.

El frente aéreo ruso en Ucrania debe ser dirigido contra las concentraciones de tropas enemigas (reservas, preparaciones para el ataque, fuerzas en marcha), sus comunicaciones terrestres y la red logística, los puestos de mando y centros de comunicaciones, las puntas de ataque de sus fuerzas, las posiciones de artillería y de lanzamiento de cohetes y drones.

FINAL.

Los Parámetros determinantes de la Eficacia en la Guerra moderna.

Introducción Esencial.

No es éste, evidentemente, un Tratado sobre los Parámetros determinantes de la Eficacia militar. Tampoco es un Estudio sobre los Principios o los Sistemas Operativos de la Guerra. Sobre los cuales tienen a su disposición suficientes artículos en esta Página Web, que consultan ahora.

Se trata de realizar una breve explicación de las características de esos Parámetros determinantes. Que deben funcionar siempre en Armonía y Cohesionados.

Para que, con esta descripción en la mano, puedan definir y conocer fácilmente los Fallos y Errores que cometen las Unidades en su Oficio más peligroso: la Guerra.

Doctrina y Reglamentos.

Los Parámetros determinantes deben definir y transmitir el Qué y el Cómo de las unidades y medios en la guerra contra los variados enemigos posibles.

O sea, supone tener unos buenos Principios de su Arte-Ciencia de la Guerra y unos Sistemas Operativos adecuados a la guerra moderna, híbrida y cibernética.

Y, deben hacerlo de una manera amplia, clara, creativa, estimulante, flexible, participativa y resolutiva.

Los Parámetros Determinantes y su medio de expresión cabal.

Esos Parámetros Determinantes se conciben y materializan por el Elemento Humano de las Armas y la Guerra. Sin éste, serían sólo unas hojas más o menos numerosas de grafías. A la espera de obtener su sentido, siempre eminentemente práctico, su expresión cabal y su utilidad trascendente. Que consiguen por su empleo por los militares.

Cadena Logística.

Organiza y distribuye los medios a las unidades. También podría participar en su adquisición externa en el mercado, en todo o en parte. Incluye generalmente los servicios sanitarios.

Debe ser cercana, con medios diversos: los transportes de larga y de reparto, los almacenes o centros o nodos y cocinas en varios niveles de actuación y el control y los medios informáticos. Tiene que ser informada, previsora, proactiva, organizada y suficiente.

La Trilogía Ejecutora.

Unidades de las armas y servicios.

Que puedan integrar conjuntos tácticos y operativos de Armas Combinadas. Que estarán compenetrados, entrenados, también conjuntamente, que aporten un apoyo mutuo y una sinergia de efectos y que se tengan mutuo respeto.

Jefes. Oficiales.

Deben ser dispuestos, empáticos, formados, motivados, resolutivos, respetados, responsables y sufridos.

Cuerpo de Suboficiales.

Deben ser cercanos, entrenados, específicos de sus tareas, capaces, formados, leales a los jefes, a los soldados y a las unidades y respetados y altamente considerados por las tropas.

EL ARTE DE LA GUERRA DE GENGHIS KHAN

Introducción.

La Conquista por los Mongoles entre 1219 y 1220 del Imperio Islámico de Kharizm (o Khuarezm), en el Turkestán, nos servirá de modelo para presentar sus características operativas y tácticas. La rápida derrota de los musulmanes a manos de Gengis Kan y sus hombres es un ejemplo del empleo sinérgico de la capacidad de movimiento operativo y de la capacidad de combate de un sistema militar altamente eficiente.

Roces entre vecinos.

El imperio de Kharizm era muy reciente. Mientras Gengis Kan conquistaba el Asia Central, hasta llegar a sus fronteras, el Sha Mohamed II extendía sus dominios hacia el sur y el este. Había heredado el territorio del Irán moderno (Persia), pero le había añadido Afganistán, casi hasta el río Indo, y había alcanzado el Sir Daria, ocupando toda la Transoxiana.

Gran Estatua Ecuestre de Gengis Kan cerca de Dadal, su lugar de nacimiento, Mongolia

Todo el enfrentamiento entre ambos imperios comenzó cuando Inalchik, el gobernador de la ciudad de Otrar, en el río Sir Daria, a unos 200 Km. del mar de Aral, detuvo una caravana de mercaderes patrocinados por el Gran Kan y ejecutó a sus jefes, acusándoles de espías. Y posiblemente tuviera razón, pero eso era muy poco diplomático y dañaba un tema muy sensible en las costumbres usuales entre estados y jerarcas. Gengis Kan envió ante el Sha una embajada, formada por un kharizmí y 2 mongoles, solicitándole un castigo para Inalchik. Mohamed ejecutó al kharizmí y devolvió los 2 mongoles a Gengis, con la cabeza totalmente rapada, un insulto personal grave para esos guerreros. La guerra era ya inevitable.

Preparativos de las fuerzas.

Gengis Kan preparó a su ejército para una marcha de más de 1.500 Km., desde sus montañas de Tien San a las fronteras de Transoxiana.

El ejército mongol de la época sumaba algo más de 100 mil hombres. Su unidad táctico-operativa básica era el tumán o división, con unos 10 mil hombres, dividido en 10 minganes o regimientos. El gran ejército se dividía en tres partes: el ejército de la izquierda o del este, el de la derecha o del oeste y el del centro. Los dos primeros tenían un número muy variable de hombres, en función de las necesidades operativas y tácticas; por ejemplo, uno podía tener doble número de hombres que otro. El ejército del centro era mucho más reducido y estaba formado por unidades de élite y por las guardias del Kan y de los distintos príncipes mongoles; en ellos su unidad básica era el mingan. Un cuerpo de ejército mongol constaba de uno o dos tumanes.

Mohamed II reunió un gran ejército, bien armado y equipado, que totalizaba entre 200 y 300 mil hombres (algunos autores hablan hasta de 400 mil hombres, a todas luces exagerando), para defender su imperio de la esperada invasión mongola por el este. Muchos de sus hombres eran también jinetes de las estepas, del Turquestán, que estaban equipados y que luchaban de una forma similar a los mongoles. El Sha estaba seguro de que sus soldados podrían detener y rechazar al invasor.

Para ello desplegó a la mayoría de las tropas a lo largo del Sir Daria, su gran barrera natural al este, y estableció una línea de comunicaciones fortificada desde el despliegue de su ejército hasta su capital, en Samarcanda. Por último, al norte del imperio y protegiéndolo, entre el mar Aral y el Sir Daria se extendía el formidable obstáculo natural del desierto de Kizil Kum, en la depresión Turania, duro y seco donde los haya.

Así, tranquilo con un buen plan, esperó defensivamente a poder derrotar a los mongoles en una gran batalla, por la pura fuerza numérica de su ejército. Pero, fue von Moltke, el viejo, jefe del EE.MM. alemán a finales del siglo XIX, el que dijo que “los planes solían durar hasta el primer contacto con el enemigo”.

Desarrollo de las operaciones.

Durante la primavera y el verano de 1219 un cuerpo de ejército mongol a las órdenes de Jochi, el mayor de los hijos de Gengis, se dedicó a asolar el territorio al oeste del gran lago Baljash, junto a Otrar, dejando un paisaje tan arrasado que era incapaz de soportar a un ejército sin abastecimientos propios.

Jebe Noyan

Según el plan de campaña elaborado por el orlok o lugarteniente del Kan, Subidai Bahadur, un cuerpo de ejército mongol se dirigió a primeros de 1220 hacia el valle del río Fergana, al sur del Sir Daria, en el flanco expuesto del despliegue turcomano, para efectuar un reconocimiento en fuerza.

Iba al mando de Jebe Noyan, uno de los mejores orloks del Kan. Parte de las fuerzas turcas, al mando de Mohamed y del príncipe Jalal-ad-Din avanzaron lentamente hacia el este, sobre el valle. Cuando las vanguardias se encontraron, Mohamed superaba ampliamente a los mongoles y ordenó formar para el combate. Cogidos en terreno estrecho, que no favorecía a su fuerza de caballería, Jebe decidió atacar igualmente. Los mongoles cargaron ferozmente contra los turcos, causándoles muchas bajas. Éstos contraatacaron, intentando envolverles y casi lo consiguen. Pero los mongoles lograron romper el contacto y se escaparon hacia el este.

Las operaciones más decisivas para la decisión de la campaña.

En febrero de 1220, los 3 ejércitos mongoles, al mando de Gengis, de Jochi y de Ogedei y Chagatai, otros dos de sus hijos, cruzaron la zona asolada previamente por Jochi y convergieron sorpresivamente en Otrar, en el flanco izquierdo de la línea defensiva del Sir Daria. Tras el asalto a la ciudad, los mongoles capturaron al gobernador Inalchik y lo ejecutaron muy cruelmente.

Los dos ejércitos mandados por Jochi y por los otros 2 hijos se dirigieron entonces al sur, siguiendo el Sir Daria, y comenzaron a hostigar durante su marcha las posiciones fortificadas de los turcos, a lo largo de su gran línea defensiva planeada. Simultáneamente el cuerpo de ejército del orlok Jebe Noyan, giraba al norte, tomaba la ciudad de Kokand, en el alto Sir Daria, y se dirigía al encuentro de los 2 ejércitos mongoles.

Todas estas operaciones ofensivas contribuyeron a fijar la atención de Mohamed en su línea defensiva fortificada del Sir Daria. En el sur, había ganado la batalla y repelido al invasor y en el norte, aunque los mongoles habían tomado Otrar, no habían penetrado en la Transoxiana. El ejército turco mantenía su alarde de invencibilidad. Mohamed acercó todas sus reservas operativas al Sir Daria. Sin embargo, aunque en ambos casos los mongoles habían sufrido muchas bajas, su proporción con ellos era muy preocupante para los turcos.

Por su parte, tras la toma de Otrar, el ejército al mando de Gengis Kan, con Subidai como su jefe de estado mayor, e integrado por 4 tumanes, se dirigió hacia el norte. Allí tomó la ciudad turcomana de Zarnuk, con el único propósito de capturar a un hombre que, según le indicaron sus informantes, conocía un camino practicable a través del Kizyl Kum, siguiendo una cadena de oasis.

Entonces, los mongoles asestaron su golpe decisivo.

(CONTINUARÁ)

La Oportunidad como Instrumento del Mando militar para la victoria.

Introducción.

La oportunidad surge del juego de actuaciones dialécticas entre las unidades enfrentadas. La oportunidad es la debilidad táctica e incluso operativa, que aflora en un sector enemigo o está a punto de hacerlo. Sobre ella podemos actuar e incluso precipitarla con nuestro sistema de armas combinadas en una “interfase de acción” especialmente favorable a nosotros. En la oportunidad subyace siempre un error enemigo. Si éste resultase insuperable para él, sería por las circunstancias imprevistas, sorpresivas que concurrieran. Las oportunidades son una característica útil y ventajosa aportada por la dialéctica de acciones en el caos de la guerra.

Los objetivos intermedios previstos en los planes no son oportunidades. Son previsiones derivadas de la planificación y de la resolución fundada del mando. Cuando comienzan los contactos con el enemigo, su logro comienza a ponerse a prueba, como decía Moltke, en el juego de la dialéctica.

Funcionamiento.

De este juego en un medio caótico, independientemente de las desviaciones mayores o menores que sufran los planes, surgirán las oportunidades y los peligros. Los peligros serían las oportunidades del enemigo sobre nosotros. Ambos son imprevistos, pero asequibles y explotables durante cierto tiempo. La razón de la imprevisibilidad en el tiempo de las oportunidades está en el número cuasi infinito de variables y de acciones individuales y colectivas que concurren a definir una “situación” y los ciclos de acción sucesivos en los que ella se va desarrollando.

La oportunidad surge en un fallo del enemigo en el empeño de sus fuerzas y medios de apoyo. Puede originarse por la diferencia de calidades entre las distintas fuerzas enemigas y en la transitabilidad o buen «on going» de un sector dado, que debilitan una defensa o el impulso de un ataque. Aparece también en el descuido del enemigo en presentar un flanco expuesto, es decir, una interfase de acción favorable real o potencial con nosotros, no debidamente cuidada por él para enfrentarse a nuestro sistema interarmas disponible. La oportunidad está en un vacío de capacidad de combate, que surge en un ciclo de acción en una unidad, en un sector del combate. Que queda desprotegido y que es desatendido durante un tiempo suficiente, que permita su detección y su explotación por el contrario.

Es necesario aprovecharla rápidamente. La propia dinámica del proceso de interactuación en el medio caótico, la oculta, la esfuma, la hace inalcanzable, tras un corto tiempo. Ello es debido a la sucesión de los ciclos de acción que modifican las circunstancias que concurren.

Desarrollo.

Para detectar las oportunidades al nivel de actividad militar que sea, es necesario la inteligencia (exploración elaborada y convertida en conocimiento útil, continuo, suficiente) y la presencia suficiente del jefe correspondiente. Para aprovecharlas es necesario una comunicación vertical simple y sencilla, apoyada por la comunicación implícita entre los jefes subalternos y movilidad, flexibilidad y capacidad de combate disponible en las unidades y mandos implicados. Si la oportunidad es trascendente, se traslada a ella por el mando el centro de gravedad táctico u operativo. Si es importante, su aprovechamiento debe contribuir concéntricamente a la creación y al desarrollo de aquél.

Las mismas características recién citadas, pero enfocadas a nosotros mismos, son las que, a su vez, nos protegerán de los peligros u oportunidades enemigas. Con ello se conseguirá evitar su aparición, compensar el peligro o mitigar su presencia y disminuir nuestro tiempo de vulnerabilidad. Si a pesar de la previsión y el cuidado, concurren en su aparición circunstancias sorpresivas o inesperadas, incluso por fallo de nuestra parte, los medios a emplear son las dos últimas acciones citadas para su detección y aprovechamiento.

¿Cuál es esa presencia suficiente del jefe? Aquélla que le permita aprovechar las oportunidades que surjan en su nivel de actividad. Todo ello está relacionado directamente con los dos estilos o formas de mando diferentes para el cumplimiento de las tareas de los distintos escalones de mando.

El mando táctico debe ejercerse Sintiendo la “interfase de acción” con el enemigo, el intercambio de acciones con él en el terreno. El límite del mando táctico está claramente en la brigada. Y, en grandes operaciones o en el ataque o en el arma blindada, probablemente alcance en mayor o menor grado a la división, cuyo jefe debe impulsar la marcha o el ataque detrás de la primera agrupación importante del grueso de la unidad.

El mando de los cuerpos de ejército es claramente un órgano de gestión operativa y debe tener una perspectiva más amplia del conjunto. Así como también un mayor alejamiento del contacto directo con el enemigo, que supere la interfase y su retaguardia inmediata. Esto le brida al mando amplitud, visión, serenidad y seguridad.

En el inmenso caos que se va creando en un combate, la previsión del mando puede imponer y perfilar su evolución en una dirección y sentido.

Al igual que el mando efectivo es capaz de “captar” y “sentir” los signos de debilidad y desánimo del enemigo. Y prepara entonces las fuerzas que usará en la persecución y los apoyo que les dará. Poniéndolos bajo el mando de un jefe enérgico, animoso, líder y lúcido.

El comandante debe ir preparando “fuerzas de disposición rápida” en las unidades a su mando. Por ejemplo, una compañía mixta en el batallón; un batallón de armas combinadas en la brigada. De tal manera que la aparición de la oportunidad, cercana y sorpresiva, le permita aprovecharse de ella. Ya que la sorpresa ayudará a que la oportunidad sea aprovechada al principio por una fuerza propia relativamente pequeña. Y que podrá ser reforzada pronto por parte del grueso.

Ejemplo de la presencia eficaz, no física, de un Alto Mando.

Erich von Manstein dirigió desde sus cuarteles en Zaporiya, Ucrania, la operación de contrataque del grupo de ejércitos Don, principalmente contra el Frente del Suroeste soviético del general Vatutin. Para mediados de marzo de 1943, los alemanes habían eliminado del orden de batalla de Vatutin a 6 cuerpos de tanques, recuperaban Kharkov y tenían un frente defensivo resistente desde Tangarov a Belgorod, apoyado en el Mius y el Donetz. También contaban en el sur de Rusia con reservas móviles suficientes para rechazar posibles rupturas operativas en la zona. Y, tras el descalabro de Stalingrado, habían recuperado la iniciativa estratégica, al menos en el teatro de operaciones sur.

HITLER, PREOCUPADO, VISITA AL MARISCAL VON MANSTEIN IN ZAPORIYA.

Un ataque contra el saliente de Kursk, terminado de perfilar por el avance de von Manstein sobre Belgorod, que se hubiese iniciado en el mes de abril, tenía entonces posibilidades de éxito por la falta de preparación soviética.

Este mismo ataque iniciado en julio de 1943 determinó que ya no tuviesen importancia más errores del alto mando alemán (Hitler): entonces, el tema de estrategia total o estrategia de estado no era ya quién ganaría la guerra, sino cuánto tardaría en hacerlo.

Fallo en la presencia eficaz del mando.

Veamos un ejemplo de una presencia inadecuada del jefe, en relación con el escalón que se supone que manda. Lo protagonizó Rommel en el norte de África en noviembre de 1941.

PUESTO AVANZADO DE MANDO DE ROMMEL EN EL DESIERTO.

Creyendo erróneamente que los blindados ingleses estaban dispersos tras algunos combates, Rommel ordenó concentrar los suyos en la frontera libio egipcia. Dedicado directamente a ello, como un jefe de regimiento más, se vio envuelto en el rechazo de un ataque británico. Incluso estuvo aislado con su vehículo de mando, por un problema mecánico, durante medio día en el frente.

Esto le privó temporalmente del control de las operaciones en Tobruk. Su toma era su principal objetivo operativo y resistir al asedio alemán era el de los ingleses. Debido a esta distracción injustificada, Rommel tuvo que abandonar el intento de tomar aquel puerto fortificado, situado en su retaguardia operativa, la cual hubiera podido consolidar para su defensa de su territorio ganado.

En menos de un mes, los avances de los tanques y la infantería ingleses forzaron a Rommel una larga retirada hacia Túnez. Tuvo que ceder casi todo el terreno que había ganado desde el mes de marzo, cuando su llegada a África, hasta que logró reponerse y pudo contraatacar, al aliviarse la presión británica.

Generales rusos caídos en Ucrania.

Generales rusos extraviados de su Puesto de Combate Avanzado en Ucrania.

Introducción.

Hay cientos de videos ucranianos neutralizando a vehículos aéreos, navales y terrestres rusos. Que más que combatiendo a las distancias cercanas y próximas, parece que posan como en el tiro a los patos en una feria de pueblo.

Cuatro generales rusos muertos en Ucrania en 20 días, tantos como en  Afganistán en 10 años

Estos videos están producidos en su gran mayoría por casi desconocidas empresas cinematográficas.

Y, a veces, incluso, cae casi en primera fila un supuesto general ruso.

Desarrollo.

Un general jamás acompaña o se sitúa en combate junto a un teniente de pelotón o un capitán de compañía o un comandante o teniente coronel de batallón.

Sus tareas no son pegar tiros. Ni arengar a los hombres que le rodean. O impulsarles al combate con su ejemplo. Eso lo hacen los oficiales a cargo de las unidades y los suboficiales al mando inmediato de los soldados. Que conocen como nadie a sus soldados. ¿O no será así aquí?

Ucrania mata en un mismo día a dos generales rusos y pone en evidencia el  grave problema del ejército de Putin

La tarea del oficial general es concebir y conceptualizar el combate y las maniobras de sus unidades tácticas, cumpliendo las Tareas y Misiones del ejército en campaña.

Y, facilitar los medios en: unidades de armas combinadas; los apoyos antitanques, artilleros y aéreos a las mismas y la logística para ello: desde la sanidad a los abastecimientos de todas clases, desde combustibles a municiones, pasando por equipos de mantenimiento y de retirada de vehículos averiados y las cocinas y la distribución de alimento a los puntos de recogida de las unidades.

Baja en el ejército ruso: muere el alto general Sukhovetsky - AS.com

Él arenga e impulsa a los mandos y jefes de unidades dependientes de él. Y, a los soldados todos en ocasiones contadas.

Para cumplir Aquéllas, cumpliendo el Principio Universal de la economía de medios humanos y materiales. O sea, siguiendo su mejor y más optimizado empleo.

Y, como ya he dicho en otra oportunidad, la muerte de un general es un desastre nacional. Y, la muerte de un general de 4 estrellas, comandante en jefe de un ejército de muchas decenas de miles de soldados, es una catástrofe nacional.

Simplemente, porque son unos activos militares y muy importantes.

Cohetes HIMARS estadounidenses, última evolución de la artillería reactiva.

Introducción.

La artillería reactiva ha ido cambiando mucho desde los tiempos soviéticos de la segunda guerra mundial. En que los llamados cohetes Katiushas soviéticos sembraban el miedo entre sus enemigos. Por su persistencia, simultaneidad y su estela de fuego y ruido al volar. Su alcance era de 4 a 5 km. y el camión portador pesaba unas 5 tm.

Consistía en un camión militar sobre el que se situaba una batería de 10 o12 tubos lanzadores de cohetes de calibre del orden de 80 a 122 mm. La batería quedaba fija en dirección al frente del camión y éste tenía que orientar hacia el blanco. Varios camiones portacohetes conformaban la menor unidad táctica de apoyo.

Lanzacohetes Katiusha

“No importa durante cuanto tiempo un hombre está expuesto al bombardeo. Nunca será inmune al miedo hacia él. El fuego de ametralladoras o de fusilería puede ser aterrador, pero no se puede comparar con las sensaciones que llenan los corazones palpitantes de los hombres, al percibirse los sonidos y silbidos de las bombas aéreas y terrestres acercándose”. F. Mowat. The Regiment. Toronto, 1955. Págs. 162 y 163.

Otro ejemplo de un arma diseñada tanto para desmoralizar con este efecto dicho, como para causar daños y bajas, fue el Junkers-87, conocido como el Stuka. Sus sirenas fueron colocadas para producir un aterrador chillido de alta frecuencia, al realizar su picado sobre el blanco a alta velocidad. Un oficial británico describió el efecto del arma durante un bombardeo en picado que recibieron sus hombres en la primavera de 1940, que sólo les causó diez heridos y destruyó 3 camiones: “Los muchachos estaban totalmente destrozados. Después del mismo (el bombardeo), los oficiales y algunos sargentos se incorporaron y trataron de reiniciar las actividades. Pero, los hombres estaban echados o sentados en un completo ofuscamiento. Y era necesario empujarlos o arrastrarlos para espabilarlos”. L. Deighton. Blitzkrieg: From the Rise of Hitler to the Fall of Dunkirk. Londres, 1979. Pag. 247.

Bueno, pero, esto que nos dice ocurrió hace tiempo, con fuerzas normales. Bien, señalemos el caso repetido de una unidad de infantería tipo batallón o compuesto por varias compañías, desmontadas, desplegadas y avanzando al ataque. Que, en varios casos se trataba de unidades como los Guards o los Highlanders, consideradas entre las mejores del mundo. Tan pronto era sometida a fuego eficaz del enemigo y sufría algunas bajas, especialmente si eran oficiales y clases, se paralizaba en el terreno y se pegaba a él. Inmediatamente transmitía que había sido fijada (pinned down) y solicitaba refuerzos para salir del apuro, incapaz de reaccionar por sí misma. General Richard Simpkin. Race to the Swift. Londres, 1994. Pág. 214.

Utilidades tácticas.

La ventaja con la artillería convencional es que los cañones de ésta tienen que soportar la tremenda explosión de la pólvora sin humo. Este empujón inicial a lo largo del cañón es el que propulsa a la bala en todo su recorrido de km. hasta el blanco. Esos cañones rayados requieren una industria metalúrgica avanzada y las explosiones y los recorridos de las balas saliendo de los cañones los desgastan rápidamente y hay que reponerlos.

En la artillería reactiva el cañón se sustituye por el lanzador o carril que dirige el cohete hacia su blanco. Éste es impulsado por el propelente que lleva en la parte trasera, detrás de la cabeza de guerra. La estela de fuego del impulsor se observa perfectamente durante el lanzamiento y parte del vuelo.

Este vuelo lo regían las leyes físicas balísticas. No había dirección del vuelo, una vez iba el cohete volando de la rampa.

Sistema BM-21

No eran muy precisos estos fuegos de la artillería reactiva. Realmente estaban concebidos para neutralizar al enemigo situado en un blanco de superficie, que se convertía en general en zona de destrucción. Los fuegos se dirigían a terrenos abiertos, no urbanos.

Los soldados situados en posiciones individuales o de grupo con cubiertas o fortificaciones adecuadas sobrevivían bien.

Evolución.

A los soviéticos les gustaba esta artillería, que formaba parte de su doctrina del empleo del fuego pesado abundante y avasallador en las operaciones de ruptura del frente enemigo.

Los Katiushas fueron sustituidos por los soviéticos por los lanzadores reactivos BM-24, primero, con unos 7 km. de alcance, y BM-21, a partir de 1964, con un alcance de 15 km. Las configuraciones eran las mismas, un banco o baterías de lanzadores de cohetes de vuelo libre cargado en la trasera o góndola de un camión.

El sistema HIMARS.

Otras naciones empezaron a interesarse en este tipo de armas. Buscando más precisión y disponibilidad combativa de los vectores. Para obtener un plus de eficacia y utilidad frente al armamento ruso.

Y, así, llegamos al sistema HIMARS estadounidense. El High Mobility Artillery Rocket System. O, sistema artillero de cohetes de alta movilidad.

Vemos que en el nombre citan su movilidad mejorada y no lo hacen con su precisión. Cuando es lo que destaca de cara a machacar objetivos enemigos muy sensibles y, sobre todo, puntuales, como partes del sistema logístico, comunicaciones, puestos de mando y concentraciones de medios ofensivos enemigos.

EL LANZADOR HIMARS DE ALTA MOVILIDAD

Los secretos del éxito son múltiples y actúan en sinergia para lograr su eficacia. Uno es que los cohetes cuentan con un sistema GPS MILITAR moderno y sofisticado. Que permite a los cohetes dirigirse con precisión al blanco indicado, en un vuelo dirigido. El alcance eficaz de los cohetes múltiples sencillos es de unos 90 km.

Luego está el sistema de suspensión de los camiones todo terrenos, con menos de 11 tms de peso, que permite los rápidos movimientos de aquel por terreno no muy quebrado. Y el manejo es limpio y rápido. La recarga de los 6 cohetes de una plataforma móvil se completa en 10 minutos.

Los rusos en Ucrania intentan, generalmente en vano o demasiado tarde, localizar las baterías ucranianas HIMARS mediante drones. Para embromar a los rusos, los ucranianos utilizan falsas plataformas de lanzamiento HIMARS y el cambio continuo de la localización de los auténticos.

La Guerra de Rusia y Ucrania seis meses después.

Situación.

Por todas partes nos ofrecen noticias de:

Buques porta cohetes (missiles), tipo corbeta, fragata, destructor, crucero ligero, de la Flota rusa del Mar Negro, hundidos desde tierra por cohetes dirigidos ucranianos.

Moskvá (2000) - Wikipedia, la enciclopedia libre
Buque insignia Flota del Mar Negro «Mosvka«, hundido principio guerra.

Grupos de tanques rusos, entremezclados con vehículos logísticos de combustible o municiones y con vehículos de combate de infantería, ¿dónde está el encolumnamiento de marcha o el despliegue de ataque o su seguridad ante el enemigo?, que merodean por la zona de combate de modo errático e inconexo.

Así es el T-90M, la joya de los tanques rusos también cae en Ucrania:  misiles a 10 km y armadura reactiva
Tanque ruso T-90.

Y que son destruidos por los ucranianos, empleando lanzacohetes antitanques personales y artillería con dirección de tiro muy moderna, de fabricación estadounidense o europea. Son especialmente buenos los cañones alemanes autopropulsados de 155 mm. Toda la dirección de tiro es automática y los ucranianos no se acostumbraban bien.

Aviones y helicópteros rusos son derribados por posiciones antiaéreas en tierra, fijas o móviles, inclusive de manejo personal, ucranianas.

🥇 Avión Sukhoi Su-57 (T-50 PAK FA) -【AvionesdeCombate.org】
Caza Ruso Sukhoi SU-57, no enviado a Ucrania.

Putin amenaza continuamente a sus potenciales enemigos, resumiendo, el Occidente liberal, con cohetes balísticos intercontinentales de velocidades hipersónicas y portadores cada uno de varias cabezas de combate. Que se separan en la última fase de vuelo hacia la zona objetivo, del cohete portador.

Son los MIRV o multiple independent reentry vehicles. O cohetes de múltiples vehículos (o vectores) independientes de reentrada (a la atmósfera).

Putin, de emperador romano

Con todo el escacharrante e ineficaz “potencial defensivo destructivo” (PDD) de sus armas de tecnología ultramoderna y resultados paupérrimos. ¿Por qué Putin no establece un ejército moderno, eficaz, Motivado y más pequeño? A ejemplo del israelí y de dimensiones acordes a las propias necesidades de Rusia.

Y, abandona sus escalones y sus puntas de avance y ataque masivas. Donde su despliegue se estorba a sí mismo. Para moverse y para atacar o retroceder con agilidad, precisión y efectividad.

Resultados.

Según un resumen de medios periodísticos extranjeros prestigiosos (The Economist, Forbes, The Washington Post) y del periódico El Mundo, las Bajas Confirmadas en este conflicto hacia el 24 de agosto serían:

Tanques

Ucranianos 240

Rusos 967

Aeronaves

Ucranianas 74

Rusas 213

Buques de diversos tipos

Ucranianas 19

Rusas 11

Ese número de tanques rusos serían el equipamiento de cuatro divisiones de tanques o cinco o seis divisiones mecanizadas o motorizadas, según nomenclatura, con su orden de batalla al completo. Otrosí, en su guerra de Afganistán la URSS perdió 147 tanques. Y, además, los tanques rusos perdidos hasta ahora es una cifra superior a los tanques en activo de Alemania, Francia y ReinoUnido, juntas.

Si Rusia no puede con Ucrania, mucho más débil militarmente, ¿cómo se va a enfrentar con una cierta probabilidad de éxito con los EEUU o el Reino Unido o Francia?

Antecedentes promisorios.

Mijaíl Tujachevski – Edad, Muerte, Cumpleaños, Biografía, Hechos y Más –  Muertes Famosos del 12 junio - CalendarZ
Mijail Tujachevski

Rusia, antes la URSS, era en los años 22 a 37 del siglo pasado, una potencia avanzada en filosofía o “teoría moderna del arte y la ciencia” militar. Allí brillaron con luz propia el Mariscal Mijail Tujachevski, el Teniente General Vladimir R. Triandafillov y el Brigadier Georgy S. Isserson… con sus equipos de auxiliares y colaboradores. Todos estudiosos y adelantados de la teoría de la Maniobra Profunda en la retaguardia táctica, operativa y, aún, estratégica enemigas, de los ejércitos modernos.

Georgii Isserson (1898–1976) | Weapons and Warfare
Georgy S. Isserson

Que yo considero que estaba más sólidamente razonada y argumentada que la teoría de la guerra mecanizada alemana. Que era más bien “práctica”.

Alemania, con unos mandos y oficiales excelentes, cuadros (sin par en el mundo) y soldados, de lo mejor del mundo; y, de momento, en 1939, todos muy entrenados y motivados.

Por cierto, le llaman Blitzkrieg o guerra relámpago a la forma de lucha alemana. Nombre dado por un periodista. Y la gente se cree que es por la rapidez de sus maniobras.

Триандафиллов, Владимир Кириакович — Википедия
Vladimir R. Triandafillov

Pero, los especialistas le llamaban guerra relámpago, por los continuos cambios de dirección de los movimientos tácticos de las fuerzas principales. Siguiendo los puntos o posiciones más débiles o menos protegidos del enemigo. Cambios que trazaban los recorridos del rayo en la superficie del área de combate.

Sólo Triandafillov murió en paz y reconocido, en el año 1931. Isserson estuvo en la cárcel cuando la Gran Purga y no se le reconocieron sus méritos o aportaciones. Tujachevsky fue fusilado en la gran purga de 1937 del Ejército Rojo de Obreros y Campesinos. Para eliminar los cuadros militares que podrían hacer sombra al poder del Partido, la excusa (o a Stalin).

Esto esterilizó la creatividad y la frescura de los mandos militares sobrevivientes. Aumentó la vigilancia y la delación entre los iguales. Las ideas y los conceptos militares de los depurados adquirían su infamia y vituperio; esto resultó fatal para la URSS y sus militares a 4 años de una invasión exterior. Los jefes y oficiales sólo se preocupaban de cumplir las órdenes sin errores; para no ser víctimas de depuraciones o ceses o traslados; lo cual lleva en la guerra a no hacer nada eficaz, contundente o decisivo.

Y llevó a asumir por el Ejército las viejas doctrinas de la Guerra Civil rusa contra los ejércitos blancos. Cuando la mecanización de las fuerzas era aún un desideratum, la logística roja usaba para sobrevivir el despojo del territorio hollado, aunque fuera propio, el mando único del jefe militar era compartido con el comisario político en la unidad y los ejércitos rojos eran hordas.

Y, así enfrentó la URSS, sin altos mandos, oficiales y suboficiales formados y sin doctrina adecuada, la invasión alemana del 22 de junio de 1941.

¿Estamos ahora en una Etapa o Fase de Decadencia parecida en el Ejército ruso de Putin, que cuenta con más de un millón de personas armadas enroladas?

Desarrollo del pensamiento militar superior.

La formación.

El golpe de vista y la intuición deben ser desarrollados para que, siguiendo una serie de técnicas aceptadas, sean los que rijan en último término el gobierno y la dirección de las operaciones que se desarrollen.

El estudio y el razonamiento llevan a conocer las mejores técnicas y sus formas de aplicación. Una vez aprendidas por la experiencia y la reflexión, éstas deben dejar paso al gobierno de la intuición. Ésta rige con sentido holístico, global, en una elaboración interna del espíritu, que establece un ritmo, una proporción y una adecuación a la situación dada. Que resulta mucho más eficaz y rápida que el continuo recurso al análisis, a la retroalimentación y a la lista de control de las actividades o “check list”.

Aníbal - Wikipedia, la enciclopedia libre
Aníbal Barca

Las posibilidades, consejos, técnicas, variedades que se suceden en una situación dada y cambiante, crecen en forma exponencial. El tenerlas a la vista deliberadamente en todo momento, resulta poco menos que imposible. Y puede ser fuente de errores, ya que harían falta además la retroalimentación y la verificación. Tampoco sería muy útil siempre, porque la deliberación resulta lenta y las posibilidades, las técnicas y los consejos son a veces contradictorios, a la luz de todas las condiciones que definen una situación.

Vasilevski, Aleksandr: biografía y la posición
Alexander Vasilevsky

Así, una vez formado, el oficial debe confiar en su sentido militar, que no es más que la intuición específica, para actuar en toda ocasión. Es de señalar que la emotividad excesiva, especialmente el miedo y el odio (negativos) bloquean la gestión intuitiva y la agilidad de la mente, descendiendo el nivel de su efectividad al del razonamiento falible. La serenidad y la disciplina serán los mejores ayudantes de la intuición.

Paul von Lettow-Vorbeck (Reichsheer) | Cronología de la Primera Guerra  Mundial - WWI
Paul von Lettow-Vorbeck

Decía un sabio anónimo que el razonamiento era una forma de equivocarse con convicción. La causa o razón no es más que “no tenemos a mano todos los condicionantes o parámetros que definen una situación compleja”.

La aplicación práctica.

La búsqueda de una solución para el problema operativo o táctico que se plantea el mando pasa por un proceso mental de investigación, información y deliberación. Los resultados de los procesos de exploración y de inteligencia deben, también, informar y arraigarse en la mente del jefe. Según la psicología occidental, tras todo este proceso mental deberá surgir la intuición.

Erich Von Manstein | Eurasia1945
Erich von Manstein

En dicho proceso no queda del todo claro el nexo entre la deliberación y la solución, ya que ésta puede ser ocupada por numerosas “variantes” del caso, con diversas posibilidades de realidad o certeza. La solución no surge por un proceso de acumulación de datos y su rumiar.

Sino por un “salto cualitativo”, tras el que se contempla claramente el concepto esencial de la situación o su aprehensión conceptual plena.

Dos siglos de la muerte de Napoleón, el emperador que temía a los gatos
Napoleón Bonaparte.

Estos “saltos” se producen en una elaboración mental inconsciente, dentro de una mente entrenada para captar dichos conceptos esenciales. Que pueden ser absolutos o referidos a la mente en sí, como relativos, referidos a situaciones o hechos externos a ella, como parcelas del conocimiento. Tras esas “informaciones” recibidas se debe realizar una verificación por parte de la mente analítica o deliberante, que revalide la bondad y conveniencia de una o dos soluciones “especiales” (mejor que “ideales”) que se ofrecerán.

Georgios Grivas - Alchetron, The Free Social Encyclopedia
Georgios Grivas

Esta aparente incoherencia entre la Solución que postulamos y la expresión ramificada que obtenemos, surge como consecuencia de la indeterminación natural que existe en la definición y la consideración de todas las variables que actúan en cualquier fenómeno o situación. El coraje mental será entonces el mejor auxiliar de la sabiduría, para superar las “dudas” que surjan sobre la ejecución y sus posibilidades y asirse a las oportunidades creativas.

Daniel Morgan - Wikipedia, la enciclopedia libre
Daniel Morgan

Y mucho más en una acción militar, apreciada desde hace mucho tiempo como envuelta en el “humo o niebla de la guerra” y afectada de la fricción y de los errores de las personas y de las unidades actuantes. Parte de ese “humo” se genera precisamente en nuestro conocimiento siempre incompleto, erróneo y aproximado de lo que piensa, busca y realiza el enemigo “al otro lado de la colina” que nos separa.

Algunos practicantes de la teoría.

Todos los ejemplos que presentamos se caracterizan por haber superado reiteradamente a sus enemigos en sus enfrentamientos. Y, manteniendo una creatividad y una frescura llamativas en su empleo del arte ciencia de la guerra.

Aunque, a veces, una estrategia operativa de martilleo, por parte de un enemigo con más medios y recursos, les haya finalmente privado del triunfo a algunos.

El Centro de Gravedad del Esfuerzo de Armas Combinadas

Un Instrumento del Mando

Introducción General.

El centro de gravedad no es una unidad propia, ni su misión, no es un punto en el espacio o un rasgo físico predominante hacia donde se dirige un esfuerzo (objetivo clásico), ni tampoco es una unidad enemiga.

El centro de gravedad es un flujo de ideas coordinadas en aplicación variable, generando acciones originales tras cada una de ellas, para el cumplimiento de la misión y el objetivo. Originalidad, flexibilidad, variabilidad, consistencia, no predictibilidad por el enemigo y eficacia deben ser características esenciales del proceso de su establecimiento. En la práctica, el centro de gravedad es el instrumento de dirección, concentración, impulso y trabajo que posee el jefe para enfocar y unificar, hacia la realización de los objetivos y misiones recibidos, todos los esfuerzos de sus unidades subordinadas, tanto de combate como de apoyo y soporte.

El jefe se debe centrar en sus objetivos y misiones mediante el centro de gravedad creado y siguiendo como metodología la aplicación de los “sistemas operativos de maniobra”.

La concentración de esfuerzos.

En cuanto a la concentración, el llamado “esfuerzo principal” expresa un efecto de penetración en una dirección y un sentido dados, pudiéndose llegar a la ruptura y posibilitar una explotación. En él se concentran los esfuerzos interarmas de las unidades, incluso las aéreas.

El centro de gravedad tiene un sentido más espacial y temporal, buscando una “convergencia operativa” de “esfuerzos relacionados” hacia un objetivo. No necesariamente contiguos, simultáneos o secuenciales aquéllos. Sino sinérgicos y resultantes en sus efectos y resultados y teniendo en cuenta la forma óptima de actuar de cada arma y servicio o «medio de intervención» del Estado.

El centro de gravedad es más global u holístico, el esfuerzo principal es más sumatorio y acumulador. El esfuerzo principal se ejemplifica en la estrategia de martilleo de Foch en el frente occidental europeo, a partir del verano de 1.918, para vencer la capacidad de combate alemana por pura erosión de la misma en todo el teatro de operaciones. Trasladándolo sólo de dirección, cuando la resistencia de un sector alemán era excesiva.

Los efectos del esfuerzo principal son más directos, predecibles y evidentes. Los del centro de gravedad son más sutiles e inesperados, al menos en los primeros estadíos de la acción militar.

El esfuerzo principal es un instrumento del nivel táctico, que no debería ser generalizado a los otros niveles. El centro de gravedad puede ser utilizado en toda la actividad dialéctica donde concurren medios varios, tanto en número como en naturaleza, tanto cercanos como lejanos, que puedan ser empleados en ella. Dentro de cada nivel de actividad militar, empezando por el superior, se crearía el centro de gravedad. Armonizando y conjugando todas las actividades, para conseguir el efecto, el objetivo más trascendente en el mismo.

Funcionamiento.

En el nivel estratégico serían la o las vulnerabilidades críticas del enemigo, al menos aquéllas dentro del teatro de operaciones. La naturaleza de éstas estaría conformada por una componente política importante. A nivel operativo, el centro de gravedad se crearía sobre la o las vulnerabilidades críticas de la campaña. A nivel táctico, sería el objetivo que condujese a hacer operativamente trascendente la batalla. Si ésta fue correctamente planteada, como necesaria para la dirección operativa, el objetivo debería ser el que condujese a la decisión en ella y/o a la explotación de la victoria.

El centro de gravedad supone una acción centrípeta de todas las líneas de actuación, de la actividad “ramificada” de todas las unidades y los servicios. No necesariamente coincidentes, pero sí convergentes y resultantes en su eficacia y en su resultado.

Strategy: Does the Center of Gravity Have Value? - War on the Rocks
ALEGORÍA DEL FUNCIONAMIENTO DEL CENTRO DE GRAVEDAD

Siguiendo las líneas “ramificadas” de comunicaciones, se aprovechan la situación de partida de cada fuerza y la transitabilidad del terreno, buscando la utilización óptima del conjunto interarmas, de las reservas y de la logística.

Mediante las líneas de avance o de acción diferentes inducimos incertidumbre en el enemigo, dispersamos su capacidad de rechazo y perturbamos su plan de defensa y su conducción sistemática.

Las líneas ramificadas, en una acción centrípeta final, son propias del centro de gravedad. La acumulación de fuerzas en un sector, reiterando (unidades intercaladas o sucesivas) o potenciando (tanques, estrechamiento del sector y mayor soporte de fuego) el esfuerzo, es propia del concepto de esfuerzo principal.

Un ejemplo del empleo del centro de gravedad siguiendo esas líneas “ramificadas” a nivel estratégico, nos lo da Napoleón con sus operaciones para la rendición de Ulm contra el ejército austríaco del general Mack y del Archiduque Fernando de Austria.

En un amplio avance de sus cuerpos independientes, el Grande Armée (unos 210 mil hombres) cruzó el centro de Alemania, desde el Rin al Danubio. Con esto se interpuso operativamente entre los austríacos (unos 40 mil hombres) y las fuerzas rusas aliadas que acudían a ayudarlas. Los franceses iniciaron el cruce del Danubio el 7 de octubre de 1.805. Y, durante toda la semana siguiente, Napoleón hizo converger en una enorme espiral constrictora a la mayoría de sus cuerpos de ejército sobre Ulm. Mientras una fuerza suficiente vigilaba la llegada por el este del general ruso Kutuzov.

Batalla de Ulm - Wikipedia, la enciclopedia libre
EL GENERAL MACK SE RINDE A NAPOLEÓN A LAS AFUERAS DE ULM

El general Mack realizó en vano varios intentos de ruptura, con los mayores esfuerzos en Haslach y Elchingen. Los dos comandantes austríacos se pelearon entre sí y el archiduque Fernando con sus 6.000 jinetes se separó del grueso e intentó escapar en la dirección noreste, al encuentro de los rusos.

Por su parte el general Mack y el resto de sus hombres (unos 27.000, tras las batallas citadas), con Napoleón en abrumadora mayoría a las puertas de la ciudad de Ulm desde el 14 de octubre, salieron afuera para rendir las armas a los pies de las estribaciones de los montes Michelsberg. La capitulación se firmó por el general Mack el día 20. Las fuerzas del archiduque Fernando fueron rodeadas y vencidas por el cuerpo de ejército de caballería de Murat, cerca de Trochtelfingen. Otros 12 mil austríacos se rindieron en Neustadt. La campaña, sin combates propiamente dichos, le costó a Austria más de 50.000 hombres de sus fuerzas iniciales de unas 70.000 tropas.

Mecanismo y Realización.

El centro de gravedad dirige, canaliza, recoge y orienta la creación y la dirección de los esfuerzos de las distintas unidades y apoyos en cada caso. Su cambio por el mando permite la continua adaptación de aquéllos a las circunstancias y el mantenimiento de los objetivos intermedios generales siempre presentes.

El centro de gravedad tiene como factores eficaces a la velocidad de operaciones y a la logística. La primera permite la actuación óptima de la capacidad de combate de las fuerzas y la segunda minimiza o compensa el “desgaste” inevitable de la capacidad de movimiento y el posible de la capacidad de combate durante las operaciones decididas.

Sus factores negativos de realización son la mala transitabilidad, incluso la inducida por obstáculos, cortaduras y campos de minas, y los combates no deseados por el mando propio. La primera “desgasta” la capacidad de movimiento operativo y la segunda “agota” la capacidad potencial de combate.

Sin esas capacidades, la fluidez, la sinergia y la actividad ramificada del centro de gravedad tiende a revertir en un esfuerzo principal en una dirección operativa, rápidamente conocida por el enemigo. Las “ondas de conmoción” que generamos sobre el enemigo, transversalmente a nuestro avance en su zona operativa, disminuyen con ello en intensidad y frecuencia, hasta, quizás en el extremo, desaparecer.

Los elementos directos de actuación en el centro de gravedad son los conjuntos interarmas, las reservas del propio o superior nivel (pudiéndose llegar a la masa de apoyo, o retaguardia) y la logística. Con ellos se actúa, una vez concebido el centro de gravedad, para crearlo, aplicarlo y desarrollarlo, mediante los sistemas operativos de maniobra.

El desarrollo y el futuro.

La Guerra Híbrida, ¿es un escolio?

Bueno, pero este concepto para el mando puede ser útil para las guerras de I, II, III y IV generación (según la denominación de los EEUU, ampliamente “aceptada”). Pero, ahora abordamos la era de la guerra de V generación: La guerra híbrida o miltifacética o multifuncional.

Empleando, además, métodos digitales, informáticos, usando la precisión y la discriminación que permiten los algoritmos matemáticos y la tecnología de radiaciones y pulsiones electromagnéticas.

NATO Pushed to Upgrade Romania to 'Center of Gravity' for Russian  Deterrence by DC Think Tank - Sputnik International
OTAN REFUERZA RUMANIA COMO PARTE DEL CENTRO DE GRAVEDAD DE DEFENSA DE EUROPA

Pero es que, justo, este modelo de enfrentamiento dialéctico con su componente variable de fuerza física, necesita una integración armónica y holística de los medios multidisciplinares disponibles. Enfocándolos a lograr los objetivos diferentes simultáneos o sucesivos, que queramos conseguir. Y preservando el principio universal de la optimización y el ahorro de medios.

Y, el instrumento integrador necesario es el centro de gravedad del «esfuerzo nacional total».

(CONTINUARÁ)

LA MOTIVACIÓN DE LOS MILITARES II.

(FINAL)

Modernos métodos de impregnación y motivación de los hombres.

Muchas empresas modernas en los grandes países occidentales reclutaron o recibieron en sus plantillas a numerosos jefes y oficiales, al finalizar las guerras del siglo XX. Y algunos piensan que éstos imprimieron en las culturas empresariales un estilo cuartelero, de dirección desde arriba, sin un feedback moderador. Que implícitamente fue el que facilitó una llamada cultura de la muerte (sic). Para que el pueblo alistado hiciera cosas en contra de su naturaleza. Como matar, sin sentir la emoción turbadora. Una consultora de Blanchard International sugiere exactamente esto en su libro “Por qué motivar a las personas no funciona”. Pero, creo que está errada. Que sus postulados son un mix de pensamientos liberaloides, simplificaciones sicológicas y prejuicios antimilitaristas. Y que no conoce bien el horizonte “ideológico” de las grandes corporaciones capitalistas modernas.

La “teoría gerencial militar” de la consultora quedó cuajada y luego anclada en el siglo XVIII, en la época de Federico el Grande. Aquí, donde la precisión y la rapidez mecánica de las técnicas (carga y disparo de los mosquetes) y de las maniobras, necesarias para aplicar una fuerza de choque potente lo más rápidamente posible sobre el enemigo, exigieron de los hombres una obediencia ciega. Junto con una gran disciplina y un entrenamiento de repetición casi extenuante, para conseguir consistentemente sus efectos. Y, así, la autora no ha tenido en cuenta la evolución de la guerra en la era Contemporánea.

                  UNA ESCUADRA DE HOMBRES ALISTADOS

Consultoras del prestigio de Mc Kinsey preconizaban desde hace más de dos décadas, la necesidad de crear “competencias” internas entre las distintas áreas o ramas de negocios de una compañía de gran tamaño. Pensando que, de esa competencia de la “dialéctica de los émulos”, surgirían beneficios para la empresa y acicates y motivaciones para las áreas de la compañía y los empleados. Pero, este “proceso social” es más propio del materialismo científico, basándose en las evidencias del materialismo histórico. Y, en la práctica, la intensidad de esa competencia asciende a los extremos, porque en esa teoría no se le ponen limites o frenos a la dialéctica que se emplee. Salvo el implícito de la buena educación, que permite decir muchas y duras cosas con buenas maneras. Los inevitables pequeños errores e imperfecciones que surgían en las actuaciones y ejecuciones de todos, eran magnificados y empleados por sus émulos para justificar los suyos y sobrevalorar la eficacia de sus propios actos. Y, en vez de usar un sistema operativo de “armas combinadas” (departamentos y funciones integradas en colaboración) a emplear convergentemente sobre el centro de gravedad, por seguir un símil militar, creaban los consejeros un gran tiro de caballos, donde cada animal seguía su dirección indvidual. Consiguiendo así estorbar y trabar el trabajo de las empresas “asesoradas”. Los desgarros internos en las compañías, provocados entre los que deberían ser compañeros en la cultura y la realización cabal de la empresa, fueron el principal resultado duradero de esta práctica autodestructora. Ya que, a diferencia de los hechos del materialismo histórico, aquí no quedaban “vencedores” y “vencidos excluídos”.

Otras veces, como parte de esa “cultura empresarial capitalista”, los consultores externos de firmas de reconocida solvencia, como Arthur Andersen, liquidada durante la crisis de Lehman Brothers, víctima de sus propias contradicciones internas y prácticas heterodoxas, eran empleados por la alta gerencia de las firmas para adelgazar sus plantillas estables y entrenadas. La contratación implícita la solía hacer el CDE (consejero delegado ejecutivo) en un contacto “casual” (promovido por un alto comercial de la consultora), durante un ágape o una reunión de alto «standing», mejor nivel empresarial social. Los sesudos asesores que buceaban a sus anchas por la empresa, facilitaban finalmente el preceptivo informe a la gerencia de la firma. Que lo utilizaba para apoyar el despido o el traslado de empleados, ante éstos y los sindicatos. La premisa básica era que el coste fijo (de personal) era maligno “per se” y debía ser sustituído por el coste variable, en función de la actividad o las ventas de las empresas. Como corolario y consecuencia natural, se trasladaban fuera de la empresa casi toda clase de funciones desempeñadas hasta entonces. Y se entregaban para desempeñarlas a empresas de servicios o de outsourcing, mejor deslocalización. Pero que no siempre tenían ni los medios, ni el personal cualificado que tenía la empresa desmembrada. El grado del outsourcing o deslocalización de empleados y funciones que sufría la empresa original era función del ahorro de costes deseado por la gerencia y pactado con la firma de consultores internacional.

General George Patton - Destiny for War - Biography

                                            EL JOVEN GEORGE PATTON

Se pueden efectivamente deslocalizar casi siempre los trabajos de mantenimiento y de limpieza; la conserjería y la seguridad; el transporte de reparto al cliente y el de transporte de larga distancia a cargas completas, etc. Pero no se puden ceder a terceros las actividades esenciales de una empresa, ni las que la debiliten en sus funciones estratégicas y el organigrama. Y es necesario, además, tener los medios propios para observar (monitoring) y controlar perfectamente el cumplimiento de sus obligaciones, por parte de los terceros colaboradores. El servicio a los clientes, en cuanto a su satisfacción en tiempo, lugar, cantidad y calidad de lo recibido, es una actividad estratégica. Que es fácilmente maltratada por una entrega a terceros de las funciones relacionadas con ellos (recepción de pedidos, tiempo de servicio o entrega, etc.) En la práctica, se había creado una “cultura empresarial” para la deslocalización. Pero no se establecían los medios y las funciones necesarias para su vigilancia y control. Que podían tomarse de las partes literalmente arrancadas a las empresas, para ahorrar costes fijos…

Las armas son una profesión especial, muchas veces olvidada por las sociedades modernas o, al menos, descuidada. Sobre todo cuando la “oportunidad” de su empleo no se vislumbra en un futuro inmediato. No se puede regir esta Institución por los parámetros de competencia y tensión internas, downsizing y outsourcing de funciones secundarias (por ejemplo, cocina, limpieza, lavandería y seguridad de acceso), gestión empresarial y dirección por objetivos, característicos de las grandes y medianas corporaciones modernas. Esto lo intentó el portento (alto CI) de Robert McNamara, expresidente de la Ford Motor Company, como secretario de Defensa de JFK, en su reforma de 1960. El resultado se vio unos años después, en plena guerra de Vietnam. Muchas unidades de combate no pudieron confiar en sus jefes natos y bajo el fuego enemigo, colapsaron literalmente y se negaron a luchar. Esta putrefacción institucional llevó a que al menos 1000 oficiales y suboficiales de pequeñas unidades fueran asesinados por sus hombres. Aunque la cifra real podría ser mayor. El número de oficiales muertos en Vietnam fue del orden de los 4500. La historia militar moderna no ofrece otro ejemplo de esta magnitud y trascendencia.

La Motivación de los Hombres en Armas.

No es fácil, por no decir que es casi imposible, crear unas fuerzas armadas eficaces y motivadas en una nación débil, fracturada, sin autoestima, derrotada a sí misma por dentro. Porque las fuerzas armadas no son más que la parte de la nación especializada en su defensa activa. Y las integran civiles o nacionales de uniforme. Y, así, no se puede defender lo que no se conoce, no existe o se percibe como no merecedora de la entrega y del esfuerzo propios.

Por eso, lo primero es cultivar y reforzar los vínculos internos de la nación. Que están asentados siempre en sus virtudes idiosincráticas. Es decir, sus valores constitutivos, distintivos y permanentes. Para los pastunes, divididos artificialmente por la línea Durand, establecida por los británicos colonialistas, entre Afganistán y Pakistán, muchos de estas virtudes están recogidas en su Pashtunwalli o código de honor. Para muchas tribus africanas, su assabiya o identidad refleja sus valores esenciales y los mutuos deberes y derechos entre el individuo y su colectividad inmediata o grupo social.

La existencia de una amenaza a la nación, a su integridad territorial o social, a su pervivencia , permite acelerar esos procesos internos de vertebración y galvanización de una sociedad. Creando, como consecuencia, una defensa natural y recia.

Los soldados en general deben ser partícipes, en cierta forma, de sus destinos. Pero, no se trata de crear un “ejército popular”. Donde el criterio de los “conjuntos amorfos” de los soldados, sustituya la sabiduría militar de los mandos y la guía de la doctrina y los reglamentos. Donde, en la práctica, es la “guía” del comisario político de la unidad la que dictaba las normas y su aplicación. Cuyos ejemplos y antecedentes fueron aciagos en las llamadas “democracias populares”. Los comunistas tuvieron que volver rápidamente a la estrcutura del mando único para las unidades militares, si querían recuperar eficacia. Y el comisario político, dependiente directo del Comisariado General Político de las Fuerzas Armadas, fue entonces denominado el sustituto del jefe de la unidad para el trabajo político, dependiendo jerárquicamente de él.

Pero, los soldados participan sintiéndose atendidos, entrenados, equipados, mandados y comprometidos con sus misiones. Sintiéndose integrados en los hechos y su destino. Formando parte de una maquinaria bien diseñada (doctrina clara, eficaz y moderna), que es bien conducida (mandos comprometidos, eficaces, humanos y respetables) y construida: dotada de los medios humanos y materiales adecuados a las misiones a cumplir; aunque su escasez puntual y relativa suele ser crónica.

En general, los ejércitos victoriosos y/o resistentes en todas las épocas han contado con un cuerpo de oficiales y mandos formado y corto, de no más del 7 o el 8% de los efectivos. Con unos hombres entrenados, capacitados y motivados animicamente con razones religiosas, étnicas o sociales. Y dotados todos de un común “espíritu de cuerpo”, de pertenencia a un grupo social selecto y apreciado por la nación. El cual les da entereza, cohesión, espíritu de sacrificio y obediencia al deber, transmitido por sus mandos. Que está por encima, a veces, de las exigencias normales del desempeño de su profesión de las armas. No es cuestión de fanfarrias y soflamas, de desfiles y de “misiones” en los países aliados o deprimidos. Es cuestión de convencimiento, pertenencia, de sano orgullo y disposición de sí mismos, cumpliendo un mandato de la nación.

FINAL